Primo de Rivera

El Ministerio de Justicia ha mandado un aviso a 55 localidades para que retiren de los lugares públicos los vestigios franquistas y así cumplir los requerimientos de la Ley de la Ley de Memoria Histórica.

Según fuentes ministeriales el listado de ayuntamientos se ha elaborado en base a las estadísticas del INE. En las mismas figuraban 637 municipios con monumentos en honor a Franco, a los que la Dirección General para la Memoria Histórica ha sumado otros 19 en los que “también pudieran quedar otros vestigios de exaltación”.

De esta forma, de los 55 localidades extremeñas que figuran en el listado, 40 pertenecen a la provincia de Cáceres, y 15, de la de Badajoz.

Por un lado, los 40 municipios cacereños con vestigios franquistas son Casas de San Millán, Collado de la Vera, Abadía, Aceituna, Alcántara, Belvís de Monroy, Cáceres, Carrascalejo, Casares de las Hurdes, Casas de don Gómez, Casas de Miravete, Casas de San Antonio, Conquista de la Sierra, El Gordo, Fresnedoso de Ibor, Galisteo, Garvín de la Jara o Guijo de Coria.

Se han enviado una carta sin carácter imperativo para que los ayuntamientos cumplan con la Ley de Memoria Histórica

A estos se suman Hervás, Hinojal, Aldea del Obispo, Ladrillar, Mohedas de Granadilla, Moraleja, Navalmoral de la Mata, Navalvillar de Ibor, Oliva de Plasencia, Peraleda de San Román, Plasencia, Ruanes, Salvatierra de Santiago, Santa Cruz de la Sierra, Santibáñez el Alto, Saucedilla, Torrequemada, Viandar de la Vera, Villa del Campo, Villamiel, Villanueva de la sierra y Villar de Pedroso.

Por otro, en la provincia de Badajoz son Acedera, Badajoz, Cristina, Fuentes de León, Helechosa de los Montes, Montemolín, Montijo, Peñalsordo, Puebla de Alcocer, Rena, Torrehermosa, Villanueva de la Serena, Zarza Capilla, Guadiana del Caudillo y Villafranco del Guadiana.

A modo de resumen, lo que el Ministerio de Justicia pide a los ayuntamientos es “que cataloguen los vestigios presentes en sus territorios y los retiren”. Además, recuerda que “son los ayuntamientos los que tienen que proporcionar el catálogo de vestigios que todavía queden en su territorio”.

Para que esto sea una realidad, se les ha enviado una carta “sin carácter imperativo” en la que se les recuerda a los ayuntamientos el deber de cumplimiento de la ley de Memoria Histórica

Por último, esta ley considera vestigio franquista a los “escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la guerra civil y de la represión de la dictadura”.


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here