kiko veneno hambre Cáceres pedrilla

Hablamos con Kiko Veneno, creador de temas tan míticos como el Volando Voy, echo de menos o el reciente ‘Los Tontos’ con C Tangana, sobre su último trabajo, ‘Hambre’, que refleja, al más puro estilo Veneno, una visión amarga de la vida, y que subirá al escenario de Los Conciertos de Pedrilla hoy viernes, 12 de agosto, a las 22 horas.

 

Tu música es sinónimo de alegría. Sin embargo ‘Hambre’ es otra historia, es más triste y tiene un punto de desasosiego

Si has escuchado mis canciones del principio ya puedes ver que en mi primer disco del año 1977, ya tengo canciones que van en otra dirección, lo que ocurre es que el público ha escogido preferentemente la parte más divertida. 

Soy un músico que intenta tocar muchos palos, la alegría, el drama, la poesía, la épica… de todo, pero la gente se queda con los destellos de alegría, porque es lo que más necesita. No obstante, las personas que conocen mi música saben que yo he tocado todos los palos, de hecho, vas a encontrar frases mucho más amargas que las que aparecen en ‘Hambre’.

‘Hambre’ llega en la era del neoliberalismo salvaje, pandemias y guerras ¿cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia?

Hay un reflejo de la cotidianeidad, y por tanto, la política también está ahí. Lo que ocurre es que yo me refiero más al hambre, como diría Bob Dylan, de creatividad, el hambre de hacer cosas.

Todos tenemos hambre de todo tipo, al tercer mundo lo tenemos esclavizado, pero hay otra mitad del mundo que se muere de aburrimiento por no tener hambre de nada, atiborrada de consumismo y que se deja caer a una cosa irremediable y sin solución, este tipo de vida consumista, gordinflona y facilona que tenemos. Hay un hambre de salir de eso.

Sin embargo, como te decía, yo miro el hambre desde el punto de vista creador, para nada me olvido del hambre real, ni de la estafa que estamos haciendo ahora diciendo que es que el hambre del mundo depende del trigo que está en los barcos de Ucrania. Esta estafa global en la que están participando todos los periódicos del mundo, la globalización, ese hambre es la primera que hay que cuidar. En España no tenemos, al menos de momento, hambre de ese tipo. Los artistas podemos escribir libremente porque tenemos hambre de poesía, hambre de hacer cosas, de música, de conocimiento…

Antes has mencionado tus comienzos en el 77 y sigues teniendo hambre, pero no sé si queda algo de Jarcha o de ese Frankestein de ‘La Bola de Cristal’, ese espíritu punk

Como lo veáis vosotros. La gente me percibe como alegre y doy mucha alegría en el escenario. En este último espectáculo canto ‘Hambre’ junto a otras canciones más alegres. No voy a ser yo el que me defina, ya sea como un punki o como alegre.

En el plano musical sigues investigando con la electrónica ¿cómo trasladas esto al escenario?

Bueno, las canciones de este disco las tocamos con la misma secuencia electrónica: las lanzamos desde el ordenador pero tocamos la batería encima, doblamos la línea de bajo y, en algunas canciones, hacemos una mezcla pero las doblamos con los sonidos reales ¡el resultado es un sonido muy potente! Me interesa mucho esta evolución porque le da más realidad a la investigación sonora que realizado hecho en el disco.

Entonces, ¿qué vamos a ver esta noche en los Jardines de Pedrilla? Espero que no falten en Menphis Blues, Echo de menos, Joselito, En un mercedes blanco, Volando voy…

Bueno, hacemos de todo, tocamos desde temas desde el primer disco de Veneno ‘me junto con toda clase de delincuentes’ que son canciones casi premonitorias, históricas, no hay más que ver la trayectoria de la monarquía española…

Pero a lo que vamos, vamos a poner en el escenario canciones el primer disco de Veneno, luego de mi época más oscura no hay muchos discos que reseñar, y no suelo sacarlos en los festivales de verano. He realizado una colección de canciones desde échate un cantecito hasta hambre, con canciones más lentas, más de amor, cantamos Dice la gente.

En el Pedrilla la gente va a estar sentada, lo siento pero que se levanten a bailar o que bailen sentados.

¿Cómo es eso de canciones premonitorias?

Lo que quiero decir, es que eso de juntarse con toda clase de delincuentes tiene mucho que ver con la realidad actual, aunque la escribiera hace casi 50 años.. yo pensaba que era una letra punk que habla de la efervescencia de la vida, pero me encuentro que, aunque Felipe VI no haya robado, su discurso viene desde la derecha más reaccionaria. Además, podemos decir que los Borbones, desde Fernando VII, son una panda de sinvergüenzas y de ladrones, entonces al final, me junto con toda clase de delincuentes.

 La pirámide de la sociedad en este país está dirigida por la monarquía borbónica que es comisionista y sin vergüenza a más no poder, que se deduce de eso, que todas las cúpulas de los clubes de fútbol hasta los partidos políticos están todos corruptos a base de triquiñuelas, sobornos y de robos. 

Cambiando de tercio, ¿qué supone para ti volver a Cáceres a «echarte un cantecito», a este espacio de los Jardines de Pedrilla y de la mano de Diputación de Cáceres?

No he actuado en estos jardines pero Cáceres para mi es un sitio muy emblemático para la música gracias al WOMAD. Desde que lo eligió el festival Cáceres ha tenido una relación muy importante con la música. 

¿Por qué consideras que la Diputación tiene que seguir apostando por la cultura y traer música a la Cáceres y provincia?

La Diputación de Cáceres y todas las instituciones de este país. 

Sin meternos en la profundidad del aparato burocrático realmente, ya que están ahí les pediría que se vuelquen con la cultura, con la ciudadanía, con la ecología, con la agricultura. Yo entiendo que hacer inversiones en nuestro sector es complicado, que les cuesta mucho porque son menos vistosas. La ciudadanía necesita cultura, saneamiento, trenes, menos contaminación.

Para terminar, ¿me adelantas algo de tus próximos proyectos?

Pues estoy componiendo en un tono bastante alegre y me está gustando. Poco a poco las iremos sacando, que como sabes no estoy con ninguna discográfica asique ya irán viendo la luz.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí