1446718341407-hipnosis-terapeutica-san-sebastian

El consumo de drogas sigue siendo un problema para la sociedad. Los hábitos cambian pero la espiral y la pesadilla permanece intacta para los que caen en sus garras. Antes era la heroína, ahora es la cocaína. Antes era una lacra asociada a la marginación, hoy sabemos que puede afectar a cualquier persona de cualquier estrato social.

Antes se aislaba a los toxicómanos de la sociedad, como si fueran apestados, mientras que ahora hay personas y colectivos que trabajan para habilitar su incorporación social.

El centro Arca de Noé ha pasado los últimos 26 años ayudando a todo el que lo desee a abandonar el mundo de las drogas y miles de personas han tenido la oportunidad de rehacer sus vidas.

Bajo el título ‘Todos Podemos’, el proyecto de integración social y laboral ha contado con el apoyo de la Fundación Bancaria Caja de Extremadura a través del programa de Ayudas Sociales Sonrisas

La iniciativa partió de Martín Santos, un pastor evangélico que en el año 1989 sintió la necesidad de proponer soluciones para ayudar a encontrar una salida a las personas que caían en la trampa de la adicción.

Casi tres décadas después, el centro sigue más activo que nunca, especializado en el tratamiento a personas con problemas de drogas, judiciales, de desestructuración familiar e incluso de orientación.

Ahora, ha desarrollado un completo programa de hábitos saludables e incorporación social, beneficiando a 100 de sus usuarios con un resultado positivo, al finalizar el programa, en el 64% de los participantes. Bajo el título ‘Todos Podemos’, el proyecto de integración social y laboral ha contado con el apoyo de la Fundación Bancaria Caja de Extremadura a través del programa de Ayudas Sociales Sonrisas.

Arca de Noé, cuenta con una finca en las Casas Aisladas de Gévora, donde acogen a personas que tratan de dejar las drogas.

El Centro de Rehabilitación Arca de Noé trabaja, desde hace 26 años, con personas en riesgo de exclusión social por sus características culturales, su situación jurídico-penal, historia y estructura familiar. Es un colectivo formado por varones, que voluntariamente, demandan ayuda para dejar su adicción y acuden a participar del programa integral que ofrece el Arca de Noé.

Este programa está dirigido a desarrollar un estilo de vida adaptado a la comunidad a la que pertenecen con la finalidad de mejorar e introducirlo al medio social normalizado. En la actualidad el centro tiene un colectivo en el que un 32% de usuarios es de etnia gitana, un 12% son inmigrantes, un 60% no mantienen relaciones familiares o no tienen hogar, un 6% padece patología dual y el 80%, aproximadamente, tiene situaciones jurídico–penales para resolver.

Comunidad terapéutica

El programa que apoya la Fundación a través de Sonrisas, es un pilar fundamental en la reconstrucción de las vidas que llegan a la Comunidad Terapéutica a buscar una opción para cambiar su estilo de vida de adicción.

El desarrollo de las diferentes actividades y talleres con énfasis en la autonomía y la vinculación social ha permitido, según el centro, que los usuarios de la comunidad “cuenten con actividades que estructuren su personalidad de acuerdo a los comportamientos asertivos”. También se trabaja en la vinculación social “fomentando las habilidades sociales y sentimientos como la empatía, compasión, cooperación, amistad y solidaridad”.

F_Extremadura.-Fondo-blanco

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here