Monfragüe. Archivo.

¡Qué fría está el agua! Sí, esa es una de las frases más repetidas en los veranos del Norte de Extremadura, aunque es verdad que unos grados menos en plena sierra se agradecen, y más, si estás rodeado de una naturaleza exuberante. De hecho, aunque parezca mentira, el verde es uno de los colores protagonistas de la temporada estival en estos parajes, que además de paisajes increíbles, ofrecen mil y una posibilidades para practicar deportes de aventura, poseen un patrimonio digno de conocer y una gastronomía deliciosa.

En el norte de Extremadura aúna tradición y modernidad para crear una comunión perfecta entre la naturaleza y el ser humano, que llevan siglos conviviendo en armonía. Conoce y disfruta de todas las comarcas del norte de Cáceres (Campo Arañuelo, Cáparra y Tierras de Granadilla, Las Hurdes, La Vera, Parque Nacional de Monfragüe, Plasencia, Valle del Alagón, Valle del Ambroz, Sierra de Gata y Valle del Jerte) a un precio inmejorable gracias la iniciativa de los empresarios de la zona: Compra en www.atuaire.travel bonos de 20€, con cada bono que adquieras, te regalan otros 10€. Una vez tengas los bonos, solo tienes que disfrutar y ver en que alojamientos, restaurantes y experiencias vas a canjearlos.

No te pierdas las 10 razones para venir a conocer este territorio ¡sigue leyendo!

1. Un chapuzón en agua dulce

El norte de la provincia de Cáceres tiene escondidas auténticas joyas en forma de cascadas, pozas, represas o gargantas. Todo acompañado de verdor que fomentan un microclima de lo más fresco incluso en los días más calurosos del verano.
Lugares como Sierra de Gata, La Vera, el Valle del Ambroz y del Jerte son de visita obligada para disfrutar de estas aguas cristalinas y frías.

Te recomendamos hospedarte en la Casa Rural ‘El Cuarto Valle, en el término municipal de Hoyos y situada a un paseo de la piscina natural. Nada mejor para pasar unas vacaciones de ensueño.

 

2. Tras las huellas de Buñuel en Las Hurdes

El director aragonés rodó ‘Tierra sin pan’ en un viaje iniciático en el que recorrió las alquerías de Martilandrán y La Fragosa. Sin embargo, las Hurdes en blanco y negro de Buñuel poco tienen que ver con la explosión de color y naturaleza salvaje que ofrece este lugar tan singular. Te proponemos subir desde Nuñomoral hasta las dos alquerías del collado Riscosillo. En la bajada encontrarás los meandros del río Malvellido. Además del verdor de los profundos valles con olivos y huertos, podrás observar las casas de pizarra que Buñuel denominó un “laberinto de tortugas”.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Meandro en El Gasco, Norte de Extremadura

Una publicación compartida de ATUAIRE.travel (@atuaire.travel) el

Si te apetece vivir una experiencia de cine, contacta con ‘Las Hurdes Experience’ y disfruta en primera persona del recorrido del rodaje del film de Luis Buñuel. Te aseguramos que no te dejará indiferente.

3. Trampantojos en Romangordo

Este pueblo cacereño se ha convertido en una ilusión óptica para el visitante gracias a los numerosos murales que decoran las fachadas de sus casas y edificios. Los motivos de las mismas recrean escenas populares como labores del campo, los oficios tradicionales y personajes típicos de la Extremadura rural.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Comenzamos la semana visitando un pequeño pueblo de la provincia de Cáceres, activo como pocos. Hablamos de Romangordo. Sus casas y sus calles se han adaptado a los nuevos tiempos, y a través de una animada ruta de trampantojos, se han convertido en atractivo para cientos de visitantes. Esta foto 📸 la hice el mes de marzo de 2019. Hasta allí que llevé a mis sobrinos porque, tanto para mayores como para pequeños, es un plan la mar de interesante. #yomequedoenespaña 🔸️ 🔸️ 🔸️ #yomequedoencasa #romangordo #extremadura #caceres #viajarconcherrycar #viajarentiemposdecoronavirus #quebaratoesviajar #trampantojos #pueblosconencanto

Una publicación compartida de Qué barato es viajar (@qbev_viajes) el

Puedes quedarte en la Casa Rural ‘Los Montes de Miravete’, a tan solo 6 kilómetros de Romangordo, y disfrutar de las maravilla que ofrece esta comarca.

4. Teatro clásico en Cáparra

La antigua ciudad vetona llegó a convertirse en todo un muncipium de Roma durante el tiempo de Vespasiano. Hoy en día se conserva un monumental arco, el tetrapylum, el único de España con estas peculiaridades, que se ha convertido en el emblema del lugar. Además, Cáparra alberga uno de los escenarios del Festival de Teatro Clásico de Mérida. Todo un placer para las noches de verano.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

#Caparra es un antiguo municipio #romano situado en un paraje casi perdido del norte de #Caceres, en las cercanías de #Plasencia. Es uno de esos lugares efímeros de nuestra historia que surgió en un contexto y momento concreto, para acabar desapareciendo por completo ante cambios abruptos para los que no estaba adaptado. Cáparra vivió su corta época de esplendor durante los pocos siglos que duró la conocida como Pax Romana (sobre todo durante la dinastía Flavia en el siglo I d.c.). Su situación estratégica en la conocida como #ViadelaPlata (del árabe “balata” que significa vía enlosada), entre las importantes ciudades lusitanas de Coria y Mérida, permitió a su población prosperar hasta el punto de poder sufragarse importantes infraestructuras como termas y un anfiteatro. El monumento más conocido y más fotografiado de Cáparra es su tetrapylum, una especie de arco triunfal de cuatro vanos que ha sobrevivido hasta la actualidad en buen estado de conservación. Es el único de estas características de toda la Península y es muy probable que en él confluyeran las dos principales calles de la urbe: el cardo y el decumano. Se sabe que fue encargado por un importante personaje caparrense, un auténtico ciudadano romano perteneciente a la rica élite ganadera local. Nuestro territorio está repleto de vestigios de la antigüedad, muchos tan sugerentes como el arco de Cáparra, y la mayoría tan olvidados y perdidos como él. Este año de autarquía turística obligada será idóneo para explorar nuestro patrimonio más desconocido. Quizás algunos lugares recobren el renombre que tuvieron en tiempos remotos.

Una publicación compartida de Asier Albistur (@entre_escombros) el

Además, puedes disfrutar del pueblo de Granadilla, una joya abandonada que enamoró al mismísimo Pedro Almodóvar que rodó aquí algunas escenas de ‘Átame’. No dudes en hospedarte en la Casa Rural Ambroz, donde recibirás un trato inmejorable.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Map (@map281) el

5. El pimentón, el oro rojo de La Vera

La planta americana del pimiento llegó de la mano de Cristóbal Colón al Norte de Extremadura. El pimiento fue el secreto mejor guardado del Monasterio de Yuste, que daba color, sabor y aroma a sus platos. Después saltó al valle de La Vera, del Ambroz, del Alagón y a la comarca de Campo Arañuelo. Ahora puedes disfrutar de todas estas zonas así como de su gastronomía gracias a platos condimentados con este oro rojo como carnes de cerdo ibérico, ternera retinta o cabrito. No olvides los quesos con pimentón, las setas o incluso los postres. Toda una delicia en un entorno mágico.

Asimismo, no puede faltar una cita con las típicas patatas revolconas y las sopas veratas en la ‘Taberna las Gemelas’ en Garganta la olla ¡Para chuparse los dedos!

6. Plasencia, capital del Jerte

Pese a su pequeño tamaño, unos 40.000 habitantes, esta ciudad del Norte de Cáceres, presume de ser una ciudad que posee dos catedrales, un acueducto medieval, una estupenda muralla y un maravilloso parador ubicado en un antiguo convento del siglo XV.
Es digna de admirar la fachada de Diego de Siloé en la catedral nueva así como el retablo, considerado el más importante de la primera mitad del siglo XVII.
Además, no te puedes ir de Plasencia sin probar unas tapas en la plaza mayor y sin localizar al ‘Abuelo Mayorga’.

Si te apetece disfrutar de una experiencia placentina sin paragón ve directo al restaurante ‘La Isla’ (en la zona del mismo nombre), para degustar sus especialidades como el cabrito, rabo de toro y chuletitas de lechal en el mejor ambiente. 

7. Las aves de Monfragüe

Sin duda, una de las estampas más conocidas del Norte de Extremadura es la del Salto del Gitano o Peña Falcón, en pleno Parque Natural de Monfragüe. Este mirador está situado en el cauce del río Tajo con roquedos, acantilados y sobre todo, con una gran variedad de aves, sobre todo, buitres leonados.
Otro de los miradores más famosos es el del Castillo de Monfragüe, una antigua fortaleza árabe con varias plataformas para avistar pájaros. Este entorno espectacular de este rincón de Extremadura es el hogar de cigüeñas negras, águilas imperiales, buitres negros o alimoches.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Monfragüe. Te vas a ver avefrías y te encuentras con buitres negros…

Una publicación compartida de NATURS EXCURSIONES (@naturs_excursiones) el

Si no eres ducto en la materia de la ornitología, no te preocupes, en ‘Naturs’ te enseñarán todos los secretos sobre los pájaros de la zona para que no pierdas detalle de nada. Te va a encantar.

8. El Tesoro de la judería de Hervás

Callejuelas formadas por casas de adobe, madera, arcos apuntados y balcones son la estampa más típica de la judería de Hervás. Tienes que caminar por la estrecha Travesía del Moral, la del Vado, donde estaba ubicado el antiguo hospital, y la del Rabilero, con sus típicas tascas y tiendas de artesanía.

Si te apetece conocer más sobre la cultura sefardí en el Norte de Extremadura, en Valle Aventura te muestran un recorrido por los asentamientos judíos y te ofrecen la posibilidad de realizar deportes de aventura. 

 

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

“Estos calores súbitos y adolescentes, nos sacan los colores y ponen resplandecientes”… Que no? #Hervás #ValledelAmbroz #Extremadura #lomejorde1puebloy1ciudad

Una publicación compartida de Turismo de Hervás (@turismodehervas) el

Además de viajar por el tiempo estarás rodeado de montañas, agua y verdor. También puedes visitar la iglesia castillo de Santa María, construida sobre un antiguo castillo templario, y el museo Pérez Comendador-Leroux.

9. Una dehesa de robles en Villasbuenas de Gata

Villasbuenas de Gata, el pleno corazón de Sierra de Gata, ofrece varias actividades para realizar una escapada rural. Puedes disfrutar de la piscina natural, del ‘Camino de la Tabla’ o incluso mejorar el aspecto de tu piel en el Baño de la Cochina, una charca de barro con propiedades medicinales.
Además, puedes disfrutar de castaños, alcornoques centenarios y una peculiar dehesa de robles. No puedes olvidar mirar el espectacular cielo de la sierra, que gracias a que apenas hay contaminación lumínica ofrece un espectáculo sin igual.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Vamos gente que vamos a salir victoriosos de esta y volveremos a disfrutar de la vida…estamos en momentos muy difíciles pero no podemos ahogarnos !! Muchos ánimos y fuerzas !! Y #quedateencasa

Una publicación compartida de Jorge Domingo (@jorgedomingo_photography) el

Para reponer fuerzas nada mejor que pasar por el Bar Estilo, cuya carta es de las más variadas y extensas de Extremadura. Además, este establecimiento cuenta con la recomendación de la recién creada App ‘Sierra de Gata Turismo’.

 

10. El Monasterio más pequeño del mundo

Las sierras de la Cordillera Central de San Pablo, en el Norte de Extremadura, giran hacia el este, creando su característica forma de arco. Así, la Vía de la Dalmacia se abre camino entre el Valle del Alagón. Aquí comienza el camino desde Portezulo a Pedroso de Acím, que recorre el sur del Valle del Alagón hasta llegar al Pedroso de Acím, donde se encuentra el Monasterio más pequeño del mundo: el convento del Palancar, fundado por San Pedro de Alcántara en 1.557.

Puedes conocer mejor la zona gracias a ‘Monfragüe Natural’, que realiza varios recorridos por los rincones más recónditos del Norte de Extremadura.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Naturaleza con un Guías Profesionales y con un Servicio de Calidad. Contacto: www.monfraguenatural.com | Tlf. 638.520.891 #naturaleza #extremadura #birdwatching #excursionesenfamilia #guiasdenaturaleza #monfragüe #monfrague #monfraguenationalpark #guiasdemontaña #guiasprofesionales #excursiones4x4 #naturalezaactiva #excursionesguiadas #rutas4x4 #birding #parquesnacionales #parquenacionalespaña #saltodelgitano #gargantadelosinfiernos #lospilones #senderismo #senderismoextremadura #senderismomonfrague #senderismoparquesnacionales #senderismovalledeljerte #senderismocáceres #senderismocaceres #kayakextremadura #descensodelalagón #descensodelalagonenkayak

Una publicación compartida de Monfragüe Natural Ecoturismo (@monfrague_natural_ecoturismo) el

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here