Visitas Cueva de Maltravieso

Una de las particularidades de Cáceres es que cuenta con una cueva prehistórica dentro del casco urbano. La Cueva de Maltravieso, situada en el barrio de Llopis, se podrá visitar a partir del próximo sábado con «carácter experimental» y durante doce meses.

De esta manera, la cueva de Maltravieso, que el pasado años adquirió una mayor relevancia gracias a los estudios publicados en la revista Science, se abrirá «a pequeños grupos de población”. En concreto, la cueva se abrirá al público dos días (martes y sábado) a la semana y podrán visitarla cuatro personas como máximo a la vez.

Estas visitas tienen un carácter experimental para poder valorar «la capacidad de resistencia que pueda tener la cueva de Maltravieso», una vez que los indicadores a día de hoy indican que la gruta se ha recuperado de la contaminación de años anteriores. Por tanto, ahora mismo, “está ahora mismo en un nivel de estabilidad».

Así lo explicó la semana pasada la consejera de Cultura e Igualdad, Leire Iglesias, durante la presentación de las novedades del Centro de Interpretación de la Cueva de Maltravieso de Cáceres. Así, se mostró la actualización de los contenidos además de la mejora de la accesibilidad a la infraestructura. A este acto asistieron además el director general de Bibliotecas, Museos y Patrimonio Cultural, Francisco Pérez Urbán; el director del Museo de Cáceres, Juan Valadés, y representantes del Ayuntamiento de Cáceres.

En su intervención, Leire Iglesias subrayó que en paralelo a la intervención en el Centro de Interpretación, se conformó una comisión científica para valorar el estado actual de la cueva de Maltravieso y los riesgos que puede correr con la apertura.

”Hemos tomado la decisión junto con esa comunidad científica y esas aportaciones de parte de los investigadores que estuvieron haciendo el estudio de la revista ‘Science’». Además, cuentan también con el asesoramiento de los investigadores de la Junta de Extremadura, de la Universidad de Extremadura, de otras universidades y «de la gente que está trabajando en otras cavidades en la ciudad, además de expertos de fuera de la ciudad en este tipo de cuevas», detalló Iglesias.

En cualquier caso, la consejera ha hecho hincapié en que este régimen de visita «no es un recurso turístico, ni un recurso de promoción», sino que se trata de «un recurso de conocimiento”, ya que se trata de “un recurso para medir la cueva».

Cualquier persona que desee conocer la Cueva de Maltravieso debe solicitarlo a través de la página web del Museo de Cáceres. Así, las cuatro primeras personas que se inscriban cada semana podrán entrar en la cueva.

Las pinturas de los neandertales
El pasado año estudios científicos revelaron una nueva datación de 66.000 años de antigüedad para las pintura de las Cuevas de Maltravieso, la cueva de Ardales en Málaga y la Pasiega en Cantabria.
El dato más relevante es que por primera vez se atribuye la autoría a los neandertales y las convierten en las más antiguas del mundo hasta el momento.
En el caso de Maltravieso, los estudios determinan que la mano pintada en negativo fue pintada hace por lo menos 66.700 años.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here