Los Damnificados de la Asistida exigen dimisiones por el rechazo a la comisión de investigación
Miembros de la asociación Damnificados de la Asistida de Cáceres piden la dimisión del gerente del Sepad.

La Asociación Damnificados de la Asistida de Cáceres ha pedido la dimisión del gerente del Sepad, José Vicente Granado, y del consejero de Sanidad, José María Vergeles, por la negativa del PSOE a la creación de una comisión de investigación en la Asamblea de Extremadura con respecto a la gestión de la crisis sanitaria del COVID-19 en las residencias de mayores de la región.

El presidente de la recién creada asociación, Francisco Javier García, junto a otros miembros de la organización, se han concentrado este viernes en las puertas del Sepad en Cáceres. Además, han leído un comunicado en el que exigen que se conozca “la verdad” de lo ocurrido en estos centros asistenciales, y, haciendo mención especial a la residencia El Cuartillo de Cáceres, donde han fallecido 93 personas por coronavirus.

“Estos 93 seres queridos todos con nombres y apellidos como Julia Santiago o Vicenta y otro mucho más, que tuvieron una infancia llena de penurias y que sacaron a sus hijos adelante después de una guerra y de una España en blanco y negro no merecían morir así, sin que sus hijos estuvieran allí para cerrarles los ojos y sujetarles las manos”, ha declarado García a los medios de comunicación.

García ha recriminado que el PSOE “eche la culpa” de la situación vivida en las residencias de mayores a los “recortes” realizados en otras legislaturas. Además, ha espetado que el Sepad que “dejó a los trabajadores sin equipos de protección” y usando mascarillas durante quince días que después resultaron defectuosas.

“Ustedes saben que esos trabajadores han vivido un Holocausto y que van a necesitar asistencia psicológica durante años”, ha indicado García. Asimismo, ha criticado la actuación de las autoridades sanitarias que “rechazaron” cualquier sugerencia e indicación que le hacían los familiares, que finalmente tuvieron que recurrir a la inspección de trabajo para “dar cumplimiento a la totalidad de las normativas existentes en relación con el virus”.

También han reprobado que las autoridades sanitarias extremeñas “no hayan tenido el valor de visitar las residencias y ver qué necesitaban”, por lo que “no” admiten las “excusas” que han utilizado para defenderse sobre que “no había un protocolo de actuación” ante lo que ha pasado. “En una empresa privada estarían usted y su compañera en la cola del paro”, ha sentenciado García en alusión al director del Sepad y a la directora de la residencia.

“Desde la asociación de Damnificados de la Asistida de Cáceres no admitimos dichas excusas porque ustedes están para lo bueno y para lo malo, así pues le pedimos que dé un paso al frente y dimita señor Granado y siga buscando un manual de instrucciones”, ha remarcado.

A Vergeles le han preguntado que si sabe ya cuántos mayores han fallecido en la asistida de Cáceres y al presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, le han recordado “que iba a tener un Gobierno transparente y gobernar para todos”.

“Pues nada, decirle que este Gobierno está lleno de nieblas y gobierna para unos pocos y que no se merecían esto los fallecidos en la residencia”, ha exclamado. Igualmente ha señalado que el PSOE tiene “falta de ética y de moral” por haber impedido la comisión de investigación. “Si no tienen nada que ocultar pues que se investigue”, ha sentenciado.

Respecto a la querella que la asociación va a interponer en los juzgados, y a la que ya se han sumado una treintena de familiares, García ha detallado que finalmente se registrará la próxima semana porque se están recabando todos los documentos de las familias afectadas.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here