La vacunación de personas de 40 a 49 años comienza en junio
El gerente del área de salud de Cáceres, David Zambrano, y el alcalde de Cáceres, Luis Salaya, visitan en centro de vacunación en el Palacio de Congresos - EUROPA PRESS

El gerente del área de salud de Cáceres, David Zambrano, ha anunciado este miércoles que la previsión del Servicio Extremeño de Salud (SES) es la vacunación de las personas de  49 a 40 años empiece “a principios de junio”, aunque todo depende de las dosis que lleguen. 

Por el momento, continúan en el Palacio de Congresos de Cáceres las vacunaciones masivas. De hecho, hoy han acudido a su cita las personas nacidas entre en los años 1969 y 1970, y la idea es “intentar acabar con la década de 50 a 59 años, si no es a finales de mayo, pues a principios de junio”, ha indicado.

Cabe destacar que hoy se vacunarán en Cáceres alrededor de 1.000 personas pese a que solo se está vacunando en horario de mañana, cuando otros días han llegado a ser citadas hasta 3.500 personas a lo largo del día, dependiendo del número de vacunas disponibles.

Zambrano, que ha visitado este miércoles el centro de vacunación junto al alcalde de Cáceres, Luis Salaya, ha indicado que “lo más probable” es que se realice un llamamiento masivo para las personas de la franja de 50 a 59 años que no hayan sido localizadas, como ya se ha hecho con la población ya vacunada. 

“Todavía no tenemos decidido el día pero cuando lo tengamos lo comunicaremos y le daremos difusión”, ha incidido el gerente del área de salud de Cáceres. Además, ha declarado que “siempre han funcionado muy bien esos llamamientos” para terminar con las décadas de cada franja. Como se ha hecho anteriormente se comunicará el día exacto y la franja horaria en la que se tiene que acudir.

Sobre las segundas dosis de los profesionales esenciales menores de 60 años vacunados con AstraZeneca, ha detallado que todavía no se les ha empezado a vacunar pero se está organizando el sistema para “los próximos días”. En esta línea, ha aclarado que se les vacunará con Pfizer y si no quieren recibir esta vacuna, “previo consentimiento informado, se les vacunaría con AstraZeneca”.

Se trata de un consentimiento escrito elaborado por el Ministerio de Sanidad y adaptado por la Consejería de Sanidad de la Junta de Extremadura. En el caso de que la persona lo firmase porque prefiere volver a ser inoculada con la dosis de la vacuna anglo-sueca se le “volverá a citar dos o tres días más tarde”, ha señalado Zambrano a preguntas de los medios sobre este asunto. “No tendrá que esperar mucho más porque hay que cumplir los plazos”, ha zanjado.

Vacunación en verano

Con respecto a la vacunación en verano,  ahora que comienza la vacunación en la franja de los 40 años, hay que contar con que muchas personas estarán fuera de Extremadura, el gerente del área de salud ha explicado que el Servicio Extremeño de Salud (SES) tiene preparado el contingente del personal para cubrir todas jornadas y no interrumpir esa campaña de vacunación masiva.

Otra cosa es que no se sabe dónde estará la persona cuando se le llame, por lo que  “tendrá que adaptarse” a la citación porque “sería imposible tener que adaptar el calendario a cada persona en función de sus vacaciones”, ha dicho en relación a la segunda dosis de la vacuna, de la que ya se fija la fecha cuando te ponen la primera.

Respecto a la primera dosis, Zambrano ha aclarado que si no se puede acudir a la citación por año “habrá que rescatar a la persona en el llamamiento de final de cada década”, ha aclarado, en alusión a los barridos que se hacen de vacunación sin cita para acabar con cada década.

Error en la vacunación

A la vez, Zambrano ha informado de que las personas que fueron vacunadas con AstraZeneca por error se encuentran bien. Además, el SES habilitó unos teléfonos con disponibilidad las 24 horas para que avisaran ante cualquier tipo de inconveniente y, un equipo de profesionales ha estado llamándolos para ver si había algún problema. “Han pasado las dos semanas y todo está bien”, ha sentenciado.

Sin embargo, la investigación que abrió el SES para conocer qué falló no está todavía cerrada, según ha dicho Zambrano, que ha indicado que cuando se tenga la conclusión se dará a conocer.

Asimismo, ha declarado que la situación de la pandemia en el Área de Salud de Cáceres, que aglutina a 17 municipios y a 200.000 habitantes, así como en la capital cacereña “ha mejorado bastante” en la incidencia de casos como en otros parámetros.

“Eso no quiere decir que esto se haya acabado ya porque todavía, por desgracia, tenemos cinco pacientes hospitalizados y tres de ellos en la UCI y hasta que no esté la mayor parte de la población vacunada, hay que seguir todavía las recomendaciones anticovid”, ha destacado.

Por tanto, el hospital Virgen de la Montaña de Cáceres continúa con todos los equipos preparados por si, en algún momento, hace falta un mayor contingente de hospitalización. “No lo vamos a desmontar pero creemos y esperamos que no se vuelva a abrir”, ha concluido.

Reto de organización

Por su parte, el alcalde cacereño Luis Salaya, se ha congratulado del ritmo de vacunación, que empezará en breve con la franja de 40 a 49 años, en el Palacio de Congresos donde se ha desplegado un dispositivo que “era un reto importante de organización”. “Está saliendo todo muy bien y queríamos venir a agradecer de primera mano a los profesionales el buen trabajo que han hecho durante la pandemia y durante la vacunación”, ha dicho.

Salaya ha recalcaldo la “gestión eficaz y positiva” que ha llevado a cabo el SES en esta campaña de vacunación. Asimismo, ha recordado que la incidencia acumulada en la ciudad continúa a la baja con 44 casos a los 14 días por cada cien mil habitantes y alrededor de los 12 contagios a los 7 días.

“Los datos no solo están muy bien, sino que mejoran a muy buen ritmo y la semana que viene veremos datos muy bajos porque aparecemos en la tabla en color amarillo, lo cual es una alegría después de haberla visto tanto tiempo de rojo”, ha señalado el regidor, que incide en la vacunación va surtiendo efecto.

Sin embargo, ha apelado a la prudencia y al respeto por las normas para “no tener que lamentar ningún susto”, ha dicho, al tiempo que ha animado a la población a que acuda a vacunarse en su llamamiento.

A la pregunta de si la evolución de la situación podría llevar a un relajamiento de las medidas, Salaya ha insistido en que es la Junta de Extremadura la que decide las normas de forma homogénea en todo el ámbito territorial y “hay que ir al ritmo que marca Extremadura”. “Vale la pena esperar un poco y evitar que tengamos rebrotes”, ha concluido.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here