Captura-de-pantalla-2015-04-06-a-la(s)-13.58.46uroginecologia

Según el ginecólogo, Antonio Sánchez, del Hospital Virgen de Guadalupe de Cáceres, el estilo de vida y los antecedentes médicos, marcan la pauta a seguir para que cada mujer sepa cada cuánto tiempo debe acudir a su ginecólogo.

Realizarse mamografías a partir de los 50 años, explorarse los pechos después de tener la menstruación, empezar a acudir al ginecólogo cuando se comiencen a tener relaciones sexuales (en España la media se sitúa en los 16 años)… Acudir al ginecólogo es un seguro para la mujer que no debe dejar de lado.

“La mayoría de las mujeres, de cualquier edad, tienen muy asumido que deben realizarse revisiones ginecológicas anuales. El varón no tiene esa conciencia. Pero en el caso de la mujer se han realizado numerosas campañas, que acompañadas de los avances de la medicina han conseguido reducir la mortalidad” explica el ginecólogo del Hospital Virgen de Guadalupe, Antonio Sánchez.

“El cáncer de mama es el más frecuente, pero la supervivencia alcanza el 90% con un diagnóstico precoz”.

En la revisión ginecológica los procedimientos habituales son un examen abdominal, palpación de las mamas para descartar cualquier anomalía y una citología.

La detección precoz también es vital en el caso del cáncer cervical, producido por el virus del papiloma humano. La detección de este tipo de cáncer se basa en la citología periódica en las mujeres sexualmente activas o de más de 18 años de edad. Si se detectan cambios celulares en la citología se suele practicar una colposcopia y una biopsia.

Candidiasis: la infección más común

La infección vaginal más común es la candidiasis. “Todas las mujeres padecerán, al menos, un episodio de candidiasis durante su vida” asevera Sánchez. “Falsamente, se cree que este tipo de hongo se debe a las relaciones sexuales, pero en realidad se debe a la toma de antibióticos, toma de anticonceptivos o a una bajada de defensa”. Se produce más durante la menopausia.

“La mayoría de las mujeres tienen asumido que deben realizarse revisiones ginecológicas anuales”

Es una colonización de la vulva y la vagina producida por el hongo cándida albicans. Habitualmente la cándida albicans se encuentra en pequeñas cantidades en la mucosa de la boca, la vagina, el tracto digestivo y en la piel. El problema ocurre cuando se rompe el equilibrio en el que se encuentra con otros microorganismos con los que convive en la vagina y aumenta la cantidad de cándidas respecto a los otros microorganismos.

Higiene íntima

La higiene íntima femenina previene el desarrollo de infección en los genitales o vías urinarias durante la menstruación o por contacto sexual. Pero abusar de ella puede ser contraproducente.

“No se debe abusar de la higiene íntima. Con un lavado genital al día es más que suficiente. Hay que utilizar geles dependiendo de la edad de la mujer, porque el pH varía según los años. La flora vaginal de una mujer joven es muy diferente al de una mujer mayor” apunta Sánchez.

Cirugía íntima

shutterstock_20721715-Copiar

El doctor Sánchez es el único ginecólogo en Extremadura que ofrece la posibilidad de realizarse una cirugía íntima.

La cirugía estética vulvovaginal se realiza en mujeres que presentan trastornos de origen muy íntimo y que deben solucionarse para que ésta pueda desarrollar sus actividades sociales, físicas y sexuales de forma normal. “Es una cirugía muy agradecida, que apenas conlleva riesgos y que otorga más confianza a la mujer”.

Las causas de estos trastornos son diversas y las mujeres de entre 20 y 35 años son las que más recurren a este método. Puede haber un origen congénito (de nacimiento) o adquirido, y las consecuencias se traducen en molestias físicas, como dispareunia (dolor al practicar el acto sexual), infecciones (micosis) e incluso imposibilidad de usar determinada ropa interior.

“Lo más común es que se trate la hipertrofia de labios menores. La depilación también provoca que la mujer se fije más en el aumento de tamaño de los labios menores vulvares, los cuales sobresalen en menor o mayor medida sobre los labios mayores vulvares” asevera el ginécologo Antonio Sánchez. “Son intervenciones cortas, de menos de media hora, que se realizan con anestesia local, donde la paciente se va a su casa el mismo día”.

Este tipo de cirugía también puede corregir alteraciones perineales, monte de venus prominente o vagina amplia.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here