El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha anunciado que “tan pronto como pase la fase más aguda” de la crisis provocada por el coronavirus, presentará en la Asamblea de Extremadura una “adaptación” de su programa de Gobierno así como una “actualización” de los Presupuestos de la Comunidad Autónoma para 2020 “a la realidad que en estos momentos tiene Extremadura”

Vara ha recordado que hace 10 meses fue investido presidente de la Junta de Extremadura y hace cuatro meses se aprobó el Presupuesto de Extremadura para 2020, pero en la actualidad “ni aquel programa ni estos presupuestos, pueden ser hoy llevados a cabo en toda su extensión en función de lo que ha ocurrido en los últimos dos meses”. 

Por esta razón, ha anunciado que “tan pronto como pase la fase más aguda de esta crisis” presentará en el Debate sobre el Estado de la Región la actualización tanto de su programa de gobierno como de los Presupuestos de Extremadura aprobados para 2020.

Intervención en la Asamblea

Fernández Vara se ha pronunciado de esta forma en su comparecencia, a petición propia, este jueves ante la Diputación Permanente de la Asamblea de Extremadura, para explicar la situación del coronavirus en la región y medidas a tomar para hacer frente a sus efectos sanitarios, económicos y sociales.

En su intervención, el dirigente socialista extremeño ha destacado que el presupuesto previsto para 2020 se ha incrementado ya en 23,5 millones y tiene “una previsión de 35 millones de euros en las próximas semanas” derivado de los gastos extras generados por la crisis del coronavirus. Desde que se inició la crisis, ha explicado, se han contratado en torno a 2.000 personas, de las que el Servicio Extremeño de Salud (SES) ha contratado 1.557, y el resto por parte del Sepad, entre los que hay médicos, enfermeros, técnicos de cuidados, celadores o pinches.

Acuerdo de reactivación de la región

Fernández Vara ha considerado que estas crisis sanitaria y su salida se “va a llevar por delante” a la actual generación de políticos, que a su juicio deben “con humildad y con respeto llegar a un gran acuerdo para la reconstrucción de este país y la reactivación de esta región”.

Fernández Vara ha querido pedir ayuda a todos los grupos parlamentarios ante esta situación, ya que se escucha un clamor en los ciudadanos para que los políticos se pongan de acuerdo, y ha valorado que “hasta la fecha, el pueblo español está muy por encima de los políticos”.

La respuesta de los grupos políticos ha sido dispar. Aunque con matices tanto Ciudadanos como Unidas Podemos abogan por un gran acuerdo de reconstrucción. Por su lado, Monago ha negado que el acuerdo sea posible mientras la Junta de Extremadura no de cuenta de la gestión de la crisis sanitaria.

Desescalada  “con criterios homogéneos”

Guillermo Fernández Vara, defenderá en la Conferencia de Presidentes la “imperiosa necesidad” de que la desescalada “se haga con criterios homogéneos y uniformes” en base a nuevos contagios y camas hospitalarias libres. “Para tomar la decisión de desconfinarun determinado territorio, tendrá que ser sobre las bases de cumplir con los criterios de nuevos contagios por 100.000 habitantes”, así como de cumplir “los criterios en relación con el número de camas libres y UCIs libres en los hospitales”, ha señalado.

El dirigente socialista extremeño ha avanzado que de acuerdo a lo que se ido tratando en las últimas semanas en la Conferencia de Presidentes, la desescalada  “no se plantea una desescalada por comunidades autonómas, sino por ámbitos territoriales, que en estos momentos el Gobierno está definiendo”

Fernández Vara ha defendido además que la desescalada “tiene que basarse en la Atención Primaria”, de tal que forma que sea ésta “la que controle en todo momento que en cuanto surja el más mínimo caso, no solo sea detectado”, para lo cual deberán contar con un “número suficiente de test”, y que al mismo tiempo se desarrolle “una estrategia epidemiológica que permita aislar a los contactos”.

“El momento más complejo “

Guillermo Fernández Vara ha considerado que el desconfinamiento será “el momento más complejo”, en el que será necesario ser cautelosos y prudentes”, ya que señalado que “probablemente el sistema a seguir será muy parecido al de las banderas de la playa”.

Un sistema que pasa por que “puede haber zonas que hoy tengan bandera azul, pero que mañana pueda volver a ser amarilla o roja, en función de cuáles sean los resultados”, ha señalado.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here