La edad, ser hombre o la obesidad, factores de riesgo de COVID-19
Foto de Mujer creado por wavebreakmedia_micro - www.freepik.es

Con el nuevo coronavirus, el riesgo de muerte aumenta a partir de los 50 años, al igual que el hecho de ser hombre, obeso o tener una enfermedad derivada de corazón, pulmón, hígado o riñón. Así lo determina el mayor estudio de cohorte hasta la fecha en Reino Unido, publicado en la revista ‘The British Medical Journal‘, y que ya ha reclutado a más de 43.000 pacientes.

Cabe recordar que las investigaciones en China han informado sobre los factores de riesgo asociados con el COVID-19 grave, pero faltan estudios que describan las características y los resultados de los pacientes que han sido hospitalizados en Europa. Por esta razón, ante la necesidad de cubrir esta laguna brecha, un equipo de investigadores del Reino Unido analizó los datos de 20.133 pacientes con COVID-19 ingresados en 208 hospitales de cuidados agudos en Inglaterra, Gales y Escocia entre el 6 de febrero y el 19 de abril de 2020.

Esto representa alrededor de un tercio de todos los pacientes con factores de riesgo ingresados en hospitales con COVID-19 en Reino Unido. La edad media de estas personas  era de 73 años, y el número de hombres (12.068; 60%) que ingresaron en el hospital fue mayor que el de mujeres (8.065; 40%).

Además del aumento de la edad y de las enfermedades relacionadas con el corazón, pulmón, hígado y riñón, factores de riesgo que ya se sabe que causan malos resultados, los investigadores encontraron que la obesidad y el género eran factores clave asociados con la necesidad de mayores niveles de atención así como un mayor riesgo de muerte en el hospital.

En el momento de la publicación, poco más de una cuarta parte (26%) de todos los pacientes que se encontraban en el hospital habían muerto. Asimismo, el 54% fueron dados de alta vivos y un tercio (34%) permaneció en el hospital. Sin embargo, los resultados fueron devastadores para los que necesitaban ventilación mecánica: el 37% había muerto, el 17% había sido dado de alta y el 46% permanecía en el hospital.

Los investigadores señalan que este es un estudio de observación, por lo que no se puede establecer la causa. No obstante, confirman que se trata del estudio más grande de su tipo fuera de China y muestra claramente que la COVID-19 severa lleva a una estancia hospitalaria prolongada y a una alta tasa de mortalidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here