Extremadura New Energies ofrece una reunión a Salvemos la Montaña
Simulación del proyecto industrial minero de Extremadura New Energies planteado en Cáceres - ENE

Extremadura New Energies (ENE), filial de Infinity Lithium, ha ofrecido una reunión a la plataforma Salvemos la Montaña para explicarles el proyecto de construcción de una mina de litio en el paraje de Valdeflores. Así, la empresa seguiría una política de «máxima transparencia en todo lo que se refiere al proyecto industrial que tiene previsto desarrollar en Cáceres y que pretende situar a la capital cacereña en el corazón de un nuevo ecosistema industrial en torno al litio».

En esta línea, el consejero delegado de ENE, Ramón Jiménez, se ha mostrado abierto «a mantener todas las reuniones necesarias» para aclarar cualquier duda sobre esta iniciativa. Asimismo, ha destacado que la mina generará más de 700 empleos directos en Cáceres, y «sobre la que se están difundiendo malas interpretaciones o conceptos erróneos», asegura la empresa en una nota de prensa.

Para ello se ofreció hace unos días una reunión a la plataforma Salvemos la Montaña, y ha comenzado una nueva ronda de contactos para «explicar el proyecto, aclarar cualquier duda y escuchar todas las aportaciones que pueda haber sobre el mismo» Además, recuerda que «ha sido modificado de manera sustancial el proyecto inicial atendiendo a las demandas de la sociedad cacereña», en alusión al nuevo planteamiento de mina subterránea que se ha presentado ahora.

De igual modo, Ramón Jiménez se ha mostrado dispuesto a sentarse con cualquier entidad interesada en esta iniciativa industrial. Con esto se pretende «evitar la divulgación de datos erróneos sobre la compañía», como ha ocurrido recientemente con la publicación de los descargos de responsabilidad requeridos por ley para los materiales divulgados públicamente por una empresa que cotiza en bolsa, Infinity Lithium, matriz de Extremadura New Energies.

Ramón Jiménez ha detallado también que se trata de «un mensaje obligado» en cualquier comunicación cuando se trata de empresas que cotizan en bolsa, de manera que incluyen cualquier posibilidad, por remota que sea, que pueda darse. «Es algo similar a los prospectos de los medicamentos y todos los efectos adversos que se incluyen en los mismos», ha señalado.

Además, Extremadura New Energies indica que no es «una marca» de Infinity Lithium, sino una nueva empresa con sede social y fiscal en Cáceres, filial de Infinity, que se ha creado para que el proyecto sea gestionado por una compañía española, con directivos españoles y «garantizando que el valor añadido que se genere se quede en la capital cacereña».

En cuanto al consejero delegado de Extremadura New Energies, Ramón Jiménez, la empresa ha aclarado que «se trata de un puesto de nueva creación en la estructura española de la compañía, por lo que es la primera persona que se nombra para este cargo».

 
FuenteEuropa Press/Avuelapluma

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí