Lidia Falcón. El feminismo debe tomar el poder político.

Lidia Falcón lleva toda una vida luchando por los derechos de la mujer. En 1976 creó el Colectivo Feminista de Barcelona, la revista Vindicación feminista así como la editorial Ediciones de feminismo. Un año después, fundó la Organización Feminista Revolucionaria, el germen del Partido Feminista de España.

El compromiso por una sociedad mejor le viene de lejos, y sí, aunque parece que los derechos nos han venido dados, no hay que bajar la guardia porque parece que “nos matan y no hacemos nada”, apunta Falcón. Asimismo, conviene recordar algunas situaciones que se vivían en España casi antes de ayer: hubo que luchar para “quitar los delitos de adulterio y de anticoncepción. Podía ir a la cárcel la mujer que tomaba anticonceptivos, el marido que se lo consentía, la amiga que la acompañaba al médico, el médico que se las recetaba y el farmacéutico que se las vendía.” Todo esto cambió con la llegada de la democracia, pero no ha sido precisamente una panacea, tal y como recuerda Lidia Falcón “con la Constitución del 78 nos dieron por satisfechas pero nos engañaron. En el artículo 14 debería haber puesto que no podemos ser discriminadas las mujeres”.

Después, hubo que luchar por una ley del Divorcio, que se aprobó en el 81, “que en ese momento era una porquería pero resolvíamos la situación de medio millón de parejas”. Posteriormente, tras mucha lucha, se aprobó la Ley del aborto y gracias al supuesto de la salud psíquica de la madre, las clínicas afines pudieron realizar abortos seguros.

La lucha sigue

A día de hoy, quedan muchos frentes abiertos en materia de igualdad, como “los vientres de alquiler, que son otro negocio del capital” o luchar contra“el lobby prostitucional, que es el segundo después del de las armas”.

La ley de Violencia de Género es inoperante

Según Falcón, “hay una campaña del fascismo” y esto es así ya que “es lo que quiere el capital: ellos van a imponer las reglas, imponer las condiciones de trabajo. La ley del capital es sencilla, lo que quieren es ganar dinero”. Ademas, “el capital te persigue, te tortura, te mata y organiza guerras. Cuando no es tan terrible, te compra, pero lo peor de todo es que te convenza, sobre todo a las personas de clases trabajadoras”.

Pacto de Estado contra la violencia género

Según esta defensora acérrima del feminismo “la Ley de Violencia es absolutamente inoperante porque la pactaron así. Bibiana Aído estaba muy satisfecha porque fue por unanimidad. La cuestión es que “si desde el feminismo consigues consigues convencer de algo al PP, al PNV a Convergencia y Unión, a Unión del Pueblo Navarro y a otros grupos de la caverna esta ley no servirá para nada.” Ahora mismo, “solo se contabiliza a las víctimas que son o han sido pareja del maltratador. Además, “en España una mujer solo tiene 6% de posibilidades de ver a su maltratador en la cárcel. El 55% de las denuncias se archivan sin más trámite”. De la misma manera, “el 30% de las asesinadas tenían orden de alejamiento pero luego se hace una campaña espúrea para echarles la culpa a las víctimas por no denunciar”, sentencia Falcón.

Luchar contra la violencia
“Lo más importante es luchar contra la violencia. La violencia es el arma fundamental para mantener a los sometidos. En el caso de las mujeres, las sometes individualmente porque no están organizadas”, explica Falcón. “Yo no veo que el movimiento feminista esté tan concienciado. El 25 de noviembre tendremos menos gente que el 8 de marzo”, continúa, “la modificación de la ley, no la apoyan las socialistas, y el pacto de estado contra la violencia, que firmaron hace tres años ya, no se ha implementado ni el 25%”. La clave, según Lidia Falcón es que la “izquierda avance y el feminismo tome el poder político o se haga de un espacio, aunque sean parcelas”. Además, se muestra inconformista “si no te propones tener una fuerza política cohesionada y unida, que realmente vea que tiene la fuerza de los votos detrás, seguiremos con una pancarta todos los 8 de marzo”.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here