Chloé, como artista y catacaldos, ¿cómo estás viviendo esta situación de confinamiento?

Pues un poco como todos, supongo: a días y a ratos. Afortunadamente todo mi entorno está a salvo y eso le resta mucha gravedad a toda esta situación, pero no dejan de ser unas semanas difíciles en las que estamos viviendo una mezcla de emociones muy compleja. Para mí, los quince primeros días fueron más complicados. Ahora he entrado en una especie de letargo zen que me está enseñando a disfrutar de las pequeñas cosas y a intentar no darle muchas vueltas a la cabeza.

La primavera es la temporada de conciertos y bolos por excelencia, ¿cómo te esta afectando en el plano laboral?

Está siendo un auténtico desastre. He perdido todo el trabajo que tenía estos meses, que básicamente me iba a hacer tener una cierta estabilidad el resto del año, ya que enero y febrero suelen ser algo flojos para mí y en la primavera siempre remonta. Ya no sólo es angustioso a nivel económico, sino que también se han venido abajo proyectos artísticos incluso para el año que viene y no saber cuándo recuperaremos la normalidad produce mucho vértigo. Aunque intento ser optimista, no creo que sea descabellado dar por perdido lo que queda de 2020.

Ahora sí, ¿cómo surge esta canción, ‘Desde hace más de un mes’, que habla de abrazos y afectos en un momento en el que no podemos tocarnos?

Si te soy sincera, nunca pensé que utilizaría el tema del confinamiento como punto de partida para una canción. Me parecía muy cutre, así de sencillo. Estamos todo el día bombardeados con demasiada información y eso es más que suficiente para mi cerebro. Pero surgió. Supongo que de alguna forma canalicé todo ese amor que no he dado durante este mes, toda esa tristeza, toda esa rabia, toda esa esperanza.

¿Qué querías transmitir?

Si obviamos todo el contexto que sabemos que estamos viviendo, la canción tampoco es demasiado explícita. Alguien cuenta que, desde hace más de un mes, su vida está patas arriba y echa de menos muchas cosas: su gente, sus planes de futuro, la seguridad de dar ciertas cosas por sentado… Creo que lo bonito de la canción es que, aunque la haya compuesto yo desde mi perspectiva y mi vivencia del confinamiento, cualquiera puede sentirse identificado con lo que cuenta.

¿Por qué es tan necesaria la música y la cultura en esta situación tan extraña?

La cultura siempre es la balsa que nos salva. Del tedio, de la falta de pensamiento crítico, de la crueldad del mundo… Ojalá que estas semanas sirviesen para darnos cuenta de lo importante que es proteger la cultura como si fuese un tesoro. Tristemente, no creo que sea así.

Por último, ¿cuáles son tus próximos proyectos una vez que pase la pandemia?

Me encantaría poder responderte a esta pregunta con seguridad, pero no lo sé. Supuestamente estos meses iba a trabajar y a ahorrar para sacar un disco el próximo año. He estado componiendo mucho desde las pasadas navidades (¡en castellano!), pero ahora mismo no soy capaz de concentrarme ni de pensar mucho en un futuro que no será tal y como lo llevaba meses planeando. Pero nos reinventaremos, estoy segura. Como hemos hecho siempre.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here