La quema del pelele. Ayuntamiento de Cáceres

El Ayuntamiento de Cáceres celebrará este viernes, día 12, de manera online su tradicional Fiesta de las Lavanderas y la ‘Quema del Pelele’, para evitar aglomeraciones debido a la pandemia. Así, se ha preparado un video para los centros educativos y los escolares conozcan el origen de esta tan fiesta popular de Cáceres.  

De esta forma, como no se puede celebrar el desfile del pelele y su posterior quema en la Plaza Mayor, siempre con acompañado por lavanderas y aguadores del Aula de la Tercera Edad de la Universidad Popular (UP), se ha realizado en formato audiovisual un recordatorio de fotografías y vídeos de años anteriores, elaborado por alumnos de la misma, con las imágenes más representativas de la fiesta.

Además, el alcalde, Luis Salaya ha grabado otro vídeo junto a un tercero con la lectura del ‘Manifiesto de las Lavanderas’, realizado por una alumna del Aula de la Tercera Edad, según ha explicado la concejala responsable de la UP, María José Pulido.

“No podremos celebrar ni los divertidos pasacalles con el pelele montado en el burro ni las concentraciones en la Plaza Mayor alrededor del fuego, bailando la jota y comiendo las roscas y pestiños…pero no podemos dejar de celebra esta fiesta tan arraigada en nuestra ciudad”, ha remarcado.

La historia de las lavanderas

Cabe recordar que la fiesta comenzó a partir de un estudio realizado en 1987 sobre las lavanderas y su fiesta de febrero que hizo la Universidad Popular. Este hecho generó un y  ciclo de actividades relacionadas con estas mujeres y con su oficio, que se ha ido conociendo gracias a testimonios orales de un grupo de ancianos que han recuperado esas imágenes del pasado.

En su memoria estaba presente la figura de unas mujeres que, cargadas con sus hatillos de ropa ajena, se dirigían todos los días del año a los lavaderos, para ganar un dinero extra y aportar a la economía doméstica. De esta forma se pudieron recuperar nombres, apodos, recordar los barrios donde vivían, o las casas a las que servían, entre otras aportaciones.

Gracias a este proyecto se recuperó esta fiesta en honor a estas lavanderas que da el pistoletazo de salida del Carnaval cacereño y que, este año, no podrá recorrer las calles del centro de la ciudad ni asistir a la quema del pelele en la Plaza Mayor.

“La recuperación de la fiesta del febrero es principalmente un homenaje a estas mujeres y a sus oficios, que durante siglos calmaron la sed y lavaron las ropas, una recuperación necesaria para que en la memoria de los pueblos sigan presentes aquellos sectores sociales que en el pasado aportaron su trabajo y sus tradiciones como principal patrimonio de sus vidas”, ha finalizado Pulido.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here