Duende Josele inaugura Entre líneas de la Escuela de letras de Extremadura
Duende Josele. Archivo.

José Manuel Díez (1978) músico y poeta extremeño, acaba de lanzar “La Semilla”, el primer trabajo de su carrera en solitario, que presentará en directo en primavera, después de 12 años liderando la banda extremeña de rumba El Desván del Duende.

¿Cómo surgió el nombre de Duende Josele?
Surge de una doble idea, por una parte de mi pasado “El Desván del Duende” y por otra Josele, es como me llaman mis amigos y mi familia.

¿Te sentiste obligado a cumplir con El Desván en la última etapa?
Obligado nunca he estado. Pero en los últimos años la evolución del grupo estaba tomando un cariz que a mí me interesaba menos, a mis compañeros tampoco les interesaban algunas de mis composiciones.

¿Cómo surgió la ruptura?
Había gente que ya se había marchado, como Joaquín de la Montaña. Yo, principalmente, quería hacer otras cosas, tenía otros proyectos paralelos, éramos alrededor de 20 personas y nuestros intereses no eran los mismos.

¿Fue tu paso por el Desván del Duende un aprendizaje?
Por supuesto. He aprendido mucho, he experimentado mucho, vivencias, recuerdos y más de 700 conciertos.

¿Por qué “La semilla”?
Surge de la idea básica de la evolución de algo a no se sabe qué, de una semilla evoluciona un árbol, de ahí un fruto, es crecer sin limitaciones, dejar de ser un producto.

¿Cómo ha sido trabajar con músicos de la talla de José Mercé o La Negra?
Ha sido un aprendizaje, un sueño cumplido, una relación maravillosa, muy transparente y puro.

¿De dónde viene tu interés por la poesía?
Viene de mi casa, en mi casa se leía mucha poesía, mi padre es un gran lector de poesía, tenemos una gran biblioteca. Cuando era pequeño, leía a Miguel Hernández, Lorca, Neruda…

¿Poesía o música, con qué método te sientes más cómodo?
La raíz de todo lo que hago es la poesía, mi música no se entendería sin poesía. La poesía que me gusta tiene que tener musicalidad, la base es la palabra y el mensaje.

¿Qué expectativas tienes con este proyecto?
Aspiro a ser feliz y trabajar en una tranquilidad. Desde la experiencia vivida, no quiero entrar en rutinas, en agobios; tuve una época muy estresante, hasta 80 conciertos al año, muchas entrevistas y mucha carretera. Quiero disfrutar de esto, hacerlo como quiero y con las personas que quiero hacerlo. Me he tomado año y medio, estoy en Lanzarote ahora mismo, donde empecé, ahora vivo allí, donde colaboro con la Fundación José Saramago y también trabajo en un nuevo libro.

¿Tienes alguna nueva idea en mente?
Aparte de mi gira de “La semilla”, que empieza en marzo, tengo un libro de cuentos y relatos llamado “Locura Ordinaria”; si todo va bien saldrá a la luz en mayo.

Eneida Martín /

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here