5140_mini_torta_extremena_1

La Retorta, uno de los tres mejores quesos del mundo según el World Cheese Awards.

El queso extremeño La Retorta, elaborado por la Quesería Finca Pascualete en Trujillo (propiedad de la condesa de Romanones, que pasó de ser espía a quesera de sangre azul), ha resultado vencedor en la ceremonia anual de los World Cheese Awards, donde ha sido considerado uno de los tres mejores del mundo y el mejor de España.

La Retorta se elabora en Finca Pascualete, propiedad de Aline Griffith, condesa de Romanones, que descubrió este lugar a las afueras de la ciudad de Trujillo cuando era espía para la CIA durante la II Guerra Mundial gracias a su marido, Luis de Figueroa y Pérez de Guzmán el Bueno.

Griffith nació en Pearl River, en el estado de Nueva York (EE UU) en 1923. Estudió periodismo pero la CIA se cruzó en su camino y en plena II Guerra Mundial es destinada a la España de Franco en condición de espía.

En la ceremonia, celebrada en Birmingham (Reino Unido), han participado 2.727 quesos diferentes de todo el mundo, que han sido catados por 250 jueces.

El mejor queso español del año está elaborado con leche cruda de oveja procedente de rebaños propios y es fruto de un proceso de elaboración en el que todo es artesanal, desde el prensado a mano hasta el volteo diario de las piezas. Sólo pesa 140 gramos y se comercializa con una esmerada presentación, envuelto en cartón ondulado y adornado con una rafia.

Este mismo queso quedó entre los 50 mejores del mundo en la ceremonia de World Cheese Awards de 2011, y un año antes, otro de corteza fina y enmohecida y maduración media, bautizado con el nombre de “Cumbre de Trujillo”, obtuvo la medalla de plata en este mismo certamen internacional.

El ahora considerado mejor queso de España y tercer mejor queso del mundo es de pasta blanda, persistente en el paladar, textura cremosa y fresca que recuerda a campo, debido a la intensidad del cuajo vegetal, que le otorga un peculiar sabor suave con ligeros toques amargos, destacan desde la Finca Pascualete, un proyecto agrícola y ganadero que surgió en el año 1232 y que cobró una nueva dimensión en 2010 con la puesta en marcha de la quesería, que ya acumula importantes galardones internacionales.

El queso galardonado es único en el mundo, no sólo por su acentuado sabor, sino por su formato, pues sólo mide cuatro centímetros de diámetro y es fruto de un laborioso proceso artesanal en el que se cuidan todos los detalles, desde el ordeño en la finca hasta la comercialización en el punto de venta.

El queso pone en valor la singularidad de la tierra, de la finca en la que pastan los rebaños y de Trujillo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here