Los presupuestos del Ayuntamiento para 2018 ascienden a algo más de 69 millones (69.188.284 euros), unos 6 millones más que el anterior.

Así lo contempla el borrador elaborado por el equipo de Gobierno, en el que se incluyen peticiones de Ciudadanos (Cs) como la bajada de impuestos, con lo que se da por hecho el apoyo de la formación naranja a estos presupuestos.

La alcaldesa, Elena Nevado, indicaba en su presentación que se trata de unas cuentas hechas “para fomentar el desarrollo sostenible, mejorar la calidad de vida y generar nuevas oportunidades de empleo”, y que van a posibilitar que en 2018 “se materialicen grandes proyectos” como la estrategia de desarrollo (DUSI), Cáceres Patrimonio Inteligente de Red.es o la muralla.

En el capítulo de ingresos la mayor cuantía está en los impuestos directos, con 32,8 millones, 1,6 millones menos que en 2017 debido a la bajada de impuestos y que son, explicó Nevado, la suma de la reducción prevista del IBI, que supera el millón de euros; la supresión de la tasa de apertura de establecimientos, que ronda los 100.000 euros; y la reducción del impuesto de plusvalías, que supondrá 600.000 euros menos.

No obstante, en los ingresos se incluyen 4,7 millones en el capítulo de Transferencias de Capital, que corresponden al Fondo Feder para el desarrollo del DUSI; y, además, el canon de 2,2 millones que debe pagar la concesionaria del agua.

En el capítulo de gastos las inversiones de nueva consignación ascienden a 5,6 millones, en los que se incluyen actuaciones como la ampliación del Parque del Príncipe; nuevas peatonalizaciones, nuevos carriles bici y obras de mejora de accesibilidad, como el proyecto de escaleras mecánicas en Alzapiernas.

A lo anterior se suman inversiones financiadas con el préstamo suscrito con BBVA (unos 4 millones) y el millón proveniente de los presupuestos participativos, por lo que se prevé que el montante total de inversiones sea de más de 10 millones.

También se incluyen otras infraestructuras estratégicas, como la co-financiación de las obras de rehabilitación de la muralla, que está a la espera de conseguir la subvención del 1,5% cultural del Ministerio de Fomento; actuaciones en instalaciones deportivas, como las pistas de Ramos Guija…

En materia social se incluye una partida de 200.000 euros para arreglar viviendas en desuso y ponerlas a disposición de personas que cumplan una serie de requisitos; y de 250.000 para un programa piloto de monitorización de personas mayores.

En el capítulo cultural se fija una subida de un 21%, y entre las inversiones se recogen 100.000 euros para la rehabilitación del Museo Municipal; en empleo, una inversión de 3,1 millones para planes de formación destinados a más de 250 desempleados de perfiles diversos; y en personal la subida ronda los 400.000 euros.

El PSOE lo impugnará y el PP les acusa de boicot

El Grupo Municipal Socialista ha anunciado que impugnará el Presupuesto 2018 “por la opacidad a la hora de tramitarlos”, y “por la ausencia de un proceso participativo”, lo que su portavoz, Luis Salaya, calificó de “inaceptable”, pues “no se puede iniciar un proceso sin haber publicado el anteproyecto de presupuestos y el estado de gastos”.

Según Salaya, el quipo de Gobierno “ha negado a los vecinos y los grupos políticos una información a la que tienen derecho y que es fundamental para poder realizar propuestas”, y acusó al PP de actuar “con opacidad e improvisación”.

Ante este anuncio de impugnación, el equipo de Gobierno acusó al PSOE de “intentar boicotear y retrasar” el Presupuesto 2018; pero aseguró que, “pese a las trabas del PSOE”, se sacarán adelante.


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here