El intrépido  Willy Witness, a pesar de no ser oriundo de nuestros lares, no ha tardado en darse cuenta de que el rey de la dehesa  extremeña es el cerdo ibérico. Como si fuera un león en la sabana, el cerdo ibérico es el animal que se ha ganado el respeto de todos los extremeños y visitantes gracias a sus grandiosas cualidades y a su capacidad para ofrecer de todas las partes de su cuerpo delicias culinarias. Willy Witness nos ha dibujado en esta ingeniosa ilustración lo que ha aprendido del cerdo ibérico, la estrella  de la gastronomía extremeña.

 

willy6

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here