La Diputación de Cáceres está preparando un plan extraordinario para “reactivar” la economía de la provincia y ayudar a los ayuntamientos y a las familias más necesitadas tras la crisis sanitaria provocada por el coronavirus que se pondrá en marcha en el plazo de un mes.

Este ‘Plan Reactiva’, adaptado a las circunstancias con la revisión del presupuesto provincial, se dotará con casi 91 millones de euros en tres años (2020, 2021 y 2022), con 20 millones en este ejercicio, 51 millones para el año que viene y otros 20 para el 2022. Se actuará principalmente en un plan de empleo para recuperar los puestos de trabajo destruidos, un impulso de infraestructuras para reactivar el sector de la construcción, apoyo al comercio rural, una campaña de promoción turística y actuaciones en la digitalización para mejorar la conectividad de las diferentes comarcas, entre otras muchas acciones.

Para la financiación de este ‘Plan Reactiva’ en 2020, 16 de los 20 millones provendrán de remanentes del año pasado, y cuatro millones de partidas presupuestarias que se han dado de baja porque ya no se podrán ejecutar. En 2021 se invertirán 51 millones, de los que 30 millones serán de créditos bancarios, por lo que la Diputación acudirá al endeudamiento el año que viene ya que tiene las arcas saneadas.

“La legislatura ha cambiado porque las prioridades han cambiado con la pandemia y es necesario atender a la vida de la gente”, ha dicho la presidenta de la Diputación de Cáceres, Rosario Cordero.

Inversiones

En total, de los 91 millones con los que se dotará este ‘Plan Reactiva’, 83 millones irán dirigidos a infraestructuras territoriales, reto demográfico, juventud y turismo, innovación y provincia digital para mejorar la conectividad de las empresas, o transición ecológica y medio ambiente (6 millones de euros) para la construcción de depuradoras.

Al mundo de la cultura y el deporte “no lo dejaremos atrás, ha precisado Cordero, porque también van a sufrir las consecuencias”. “La Diputación de Cáceres no va a suspender ningún acto cultural”, ha dicho la presidenta, que ha anunciado una partida de 700.000 euros para dar una “pequeña” ayuda a unos 70 artistas de la provincia con el objetivo de que puedan paliar su situación económica al no tener contrataciones. En políticas sociales, se atenderán las necesidades con un plan de 500.000 euros para que “todos los casos que puedan existir en los pueblos de familias con necesidades sean atendidas de una manera rápida y ágil”.

En reto demográfico (20,8 millones de euros) se harán planes de empleo dirigidos a empresas y ayuntamientos y medidas dirigidas al sector turismo con bonos cofinanciados, por ejemplo; y en infraestructuras se diseñará un plan de obras que llegará a cerca de 13 millones de euros para incentivar el sector de la construcción.

Inversión en sanidad

Este plan se pondrá en marcha para “reactivar” la provincia pero, durante el estado de alarma, la institución provincial ha actuado ya en varios frentes, principalmente en residencias de mayores y pisos tutelados “tanto públicos como privados”, donde se han entregado tablets para que los usuarios pudieran ver a sus familiares a través de las nuevas tecnologías, que han acercado a los residentes a sus hijos y nietos.

También se han repartido equipos de protección individual (EPIs), en coordinación con el Sepad, para entregarlo a 180 residencias, no solo de pequeños municipios, sino también de Cáceres y Plasencia. Se ha trabajado en la desinfección de los centros de mayores que lo han solicitado y se ha actuado en los lugares de tránsito de “todos” los pueblos con la desinfección de las calles, que han sido desinfectadas en cinco ocasiones. También se han aportado 36.000 euros para la compra de alimentos para que “ningún cacereño, en el lugar que viviera, se quede sin acceso a alimentos de primera necesidad”.

En total, cerca de 680.000 euros han llegado ya a todos los pueblos de la provincia, de una u otra manera, según han ido pidiendo los alcaldes en función de su población. Ahora quedan entregar más EPIs para el personal que trabaja en los ayuntamientos y para afrontar el momento de la ‘desescalada’ para los trabajadores de la Diputación de Cáceres.

En materia digital, se ha creado una plataforma virtual para que los ayuntamientos puedan realizar plenos y reuniones y, además, 500 trabajadores de la institución provincial, han podido teletrabajar desde su casa gracias a la potenciación del área digital.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here