DSC_0103

LaBoTiKa, eliminada de la Red de Teatros, lanza una estrategia para conseguir representaciones

El mítico grupo de teatro cacereño LaBoTiKa (creado en los 80, en plena ‘movida’) ha sido eliminada de la Red de Teatros de Extremadura, y ha lanzado un anuncio en el que ofrece dinero a cualquier persona que le consiga un bolo con alguna de los dos montajes que actualmente desarrolla: la obra “Paulina y Catalina de oficio Peregrinas” y el musical “Mi gran Noche” (Raphael).

Así, LaBoTiKa ha sido desestimada por no alcanzar un puntuación mínima exigida para pertenecer a la Red de Teatros de Extremadura, “tras estar dos años en la misma con un gran éxito de público y crítica, dentro de un meritaje injusto”, reconocido por la propia Toni Álvarez, directora del Centro de las Artes Visuales y la Música (CEMART) de la Junta.

Según explica a AVP el popular JC Corrales en el sistema de meritaje del Gobierno regional “se das más puntos a las empresas que más capital tienen y se infravaloran a las empresas más modestas; es decir con menor numero de trabajadores, menos años de cotización, etc”.

Ofrecen entre 150 y 450 euros por conseguirles una actuación de alguna de las dos obras que actualmente tienen en cartel

En definitiva, “finalmente solo acceden a la red aquellas empresas ya consolidadas que son las que menos lo necesitan”. Las obras de LaBoTiKa las gestionaba antes la compañía GP Extremusic, con 20 años de trabajo a sus espaldas.

Entrar en la Red de Teatros de Extremadura te asegura poder trabajar en un circuito integrado por más de 30 municipios, “con un salario digno”, ya que la Junta subvenciona el 70% del coste de la obra, mientras que los ayuntamientos costean el 30%.

“Estamos en un momento muy complicado en el que los programadores solo contratan teatro amateur porque le sale muy barato o se dejan casi todo el presupuesto que gestionan en traer dos obras con grandes actores conocidos. No hay hueco para los demás”, se queja JC.

De esta forma, EX3 Producciones (productora de LaBoTiKa, que dirige el propio JC) para contrarrestar este “grave error” ha lanzado una campaña de distribución de sus montajes “sin precedentes en la región” y pagará 150 euros a aquella persona que le consiga un bolo por “Paulina y Catalina de oficio Peregrinas” y 450 euros por el musical “Mi gran Noche”.

“Espero que esta propuesta sirva como denuncia pública ante la falta de apoyo a iniciativas privadas dentro de las artes escénicas y la difícil distribución a la que nos enfrentamos las productoras de teatro extremeñas, con la competencia desleal del teatro amateur, distribuidoras que no producen espectáculos y colapsan el mercad y programadores que no ejercen bien su trabajo”.

Eduardo Villanueva /

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here