El mes de junio ha sido como un experimento de mes otoñal en el norte de España y aunque el año pasado algunos hubieran deseado ser conejillos de indias, este año la gracia ha durado demasiado. Marzo, abril y mayo han sido más lluviosos y fríos de lo normal y junio comenzó tormentoso y gris, algo que provocó que la apertura de las piscinas de la ciudad se retrasara más de lo normal. Por ejemplo, Guadipark tenía previsto abrir el sábado, 9 de junio, pero tuvo que retrasar la apertura y por fin, este fin de semana ha arrancado la temporada de chapuzones con la inauguración de todas las piscinas.

Desde el viernes los cacereños pueden refrescarse en un total de 9 piscinas. Por una parte están las picinas que dependen de la empresa Conyser: San Jorge (Mejostilla) , Parque del Príncipe, Valdesalor, Aldea Moret y Cáceres el Viejo. Y por otra, la de Guadipark, Camping y Rincón de Ballesteros, de gestión privada. Además, está la piscina de la Ciudad Deportiva, que depende de la Junta de Extremadura. Todas cuentan con dos vasos para el baño, excepto la de Cáceres el Viejo, Guadipark y Ciudad Deportiva que tienen tres.

Se ha habilitado una silla para facilitar el acceso al agua a personas con movilidad reducida en la piscina de Cáceres el Viejo

Sobre las tarifas, la entrada diaria de adulto cuesta 2 euros, 2,5 euros los festivos, mientras que el abono de diez baños cuesta 16,50 euros y el abono de temporada,120 euros. Los usuarios más pequeños, de 4 a 13 años, y los mayores, a partir de 65 años, tendrán que pagar 1,5 euros por la entrada general y 2 euros domingos y festivos. El abono de 10 baños será de 12,50 euros y el de temporada, 90.

Como novedad, este año se han habilitado sillas para facilitar el acceso al vaso de la piscina a personas con movilidad reducida en las piscinas de Cáceres el Viejo y en breve se instalará en la de San Jorge. Ya existe en la piscina del Parque del Príncipe.

Además, se ha completado la oferta de ocio en los recintos donde se ubican las piscinas con actividades cuyo presupuesto asciende a 21.700 euros.

Piscinas naturales en perfecto estado

De las 52 zonas de baño habilitadas en Extremadura, Cáceres cuenta con 40, cuyas aguas están controladas por el Servicio Extremeño de Salud (SES) según el área en el que se encuentren. En el Área de Salud de Cáceres hay dos zonas; en la de Coria, 15; en la de Navalmoral, 8 y en la de Plasencia, 15.

Otra alternativa de ocio y baño es la playa de Orellana La Vieja (Badajoz), que ha revalidado por noveno año consecutivo su bandera azul

En este censo están incluidas las cinco zonas de baño cuya “tendencia de nivel de calidad ha sido a la baja en los últimos cuatro años”, según un infome de la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA). En algunos medios se había asegurado que estas zonas ( Río Guadiana a su paso por Medellín, río Ruecas en Cañamero, garganta de Cuartos en Losar de la Vera, La Presa de Castañar del Ibor y la zona de baño de Cabañas del Castillo) eran no aptas para el baño, pero la Junta de Extremadura ha confirmado a Avuelapluma que esto no es cierto.

Según el Servicio Extremeño de Salud (SES) “el informe incluye calificaciones que se corresponden con la calidad global del agua considerando todas las analíticas de los últimos cuatro años, es decir se califica la tendencia de su calidad, no su aptitud o no para el baño en el momento actual, valorando criterios fundamentalmente medioambientales”.

Asimismo, aclaran que, por ejemplo, las aguas de la zona de baño de Castañar del Ibor ‘La Presa’, en el informe de AEMA han obtenido una calificación de “insuficiente” y sin embargo, los resultados de los análisis realizados por técnicos de Salud Pública del SES durante todo el verano de 2017 fueron correctos desde el punto de vista sanitario y por tanto, se consideró apta para el baño en todo momento.

Además, precisa la Junta que las zonas de baño autorizadas durante esta temporada son las mismas que el año pasado, incluidas las cinco que aparecen en el citado informe.

Finalmente, explica que actualmente se están tomando muestras de pretemporada en todas las zonas de baño y que los técnicos de Salud Pública realizan analíticas periódicas en las zonas de baño autorizadas. Especifica el SES que en el caso de detectarse un parámetro que indica que la calidad del agua es mala desde el punto de vista sanitario, se comunica al titular (que suele ser un ayuntamiento) que el agua no es apta para el baño y que debe advertir a la población de que no se permite el baño hasta que un nuevo análisis la califique como apta.

Playa de Extremadura

Otra alternativa de ocio y baño es la playa de Orellana La Vieja (Badajoz), que ha revalidado por noveno año consecutivo su bandera azul, el distintivo medioambiental con “más prestigio a nivel internacional”.

Además, cuenta con otro aliciente ya que este año le han otorgado también la distinción de ‘Sendero Azul’ y ‘Puerto Deportivo con Bandera Azul’, los primeros de interior con este galardón en España. Con toda esta oferta, nadie puede decir que el verano es aburrido en Cáceres.


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here