Presentado el proyecto del nuevo puente de Alcántara

El nuevo puente de Alcántara parece ya está en marcha. Tras décadas de reivindicación, la Junta ha dio luz verde a la licitación  las obras las pasadas navidades que contarán con un presupuesto de 18.683.052 euros.

Actualmente y tras tres meses, el plazo de presentación de ofertas ha finalizado y cuenta  con once candidatos. La Junta lo resolverá durante las próximas semanas, por lo que todavía no está clara la fecha del inicio de las obras, que, una vez adjudicadas tendrán un plazo de ejecución de 27 meses como máximo.

Por ello, el nuevo puente no estará en pie antes del otoño de 2023. Esta mañana se ha realizado un acto público para dar a conocer el proyecto en el que ha estado presente  el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y la consejera de Movilidad, Transporte y Vivienda, Leire Iglesias. En el mismo, sí que se ha anunciado un código QR que permite recrear de forma virtual la nueva panorámica de este sitio histórico.

Mejorar la comunicación de Alcántara

El nuevo puente de Alcántara estará situado en una variante en la carretera EX-117 (todavía pendiente de instalar) así com una nueva obra pública que cruce el río Tajo dentro del término municipal de Alcántara.

El objetivo de esta obra es mejorar la comunicación, la movilidad y la seguridad vial porque el tráfico dejará de circular por el puente romano, declarado Monumento Histórico-Artístico.

Así, se levantará un nuevo puente de Alcántara, de forma paralela al romano, para que acoja el tráfico de la zona y evite los peligros que supone circular por el antiguo, que solamente quedará abierto a los peatones. 

El nuevo puente

El nuevo puente de Alcántara estará dispuesto en el punto kilométrico 35 de la carretera autonómica EX-117, en la margen derecha del río Tajo, y cuenta con una longitud de 705 metros.

Esta nueva infraestructura alcantararina tiene una longitud total de 409,50 metros y está dividido en tres partes diferenciadas, como está estipulado en el estudio previo que realizó la Junta de Extremadura.

El primer tramo o puente principal, con una longitud de 267 metros, está ubicado casi en paralelo al romano y confluirán el tráfico de vehículos con el peatonal a través de una pasarela adosada. 

El segundo tramo poseerá muros laterales de contención y constituye la continuidad a la ya mencionada pasarela peatonal para contemplar el puente romano. Esta zona tendrá una longitud total de 34,50 metros. Por su lado, el tercer tramo o viaducto de acceso, que cuenta con una longitud de 108 metros, estará dispuesto casi en paralelo a la  la carretera actual, sobre una hondonada natural que drena en el río Tajo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here