La bruja Circe

En el mundo natural todos comen y son comidos, no es preciso ni desaparece cada día cientos de células de la piel de cada uno de nosotros caen y alimentan ácaros de los detritus de los que viven cientos de insectos. Carnívoro, omnívoro, vegetariano o vegano, todos merecen decidir su opción, pero no os engañéis, todos comemos seres vivos.

Las plantas son seres vivos igual que los animales y han tenido un éxito mucho mayor que estos en la conquista de los territorios. Representan el 98,7% de la vida en el planeta, los estudios demuestran que las plantas se comunican entre ellas y con otros animales, duermen, memorizan, aprenden, toman decisiones e incluso son capaces de manipular a otras especies, como hacen los naranjos al premiar a las abejas con mucho polen dándoles un extra de cafeína en el néctar. Que las plantas sienten, mucho más de lo que sentimos los animales, es una evidencia científica que perciben los cambios eléctricos, el campo magnético, el gradiente químico, la presencia de patógenos, todas las gradaciones de la luz y las vibraciones sonoras.

Su olfato y gusto son muy sensibles. Perciben las moléculas químicas, cada olor es un mensaje. Se comunican con otras plantas a través de moléculas químicas volátiles. Si un insecto se le está comiendo las hojas, la planta produce al instante determinadas moléculas que se difunden kilómetros y que avisan de que hay un ataque en curso nosotros a lo más, damos un grito que se oye unos metros.

En su evolución las plantas han producido millones de soluciones distintas de las que han producido los animales mundo en el que inspirarnos. Se aisló a un gran abeto del acceso al agua, y los abetos de alrededor le pasaron sus nutrientes durante años para que no muriera ¿a ver si van a ser más solidarias que nosotros? En cuanto a su cerebro, en el nuestro, las neuronas son las únicas células que producen y transmiten señales eléctricas. En las plantas, la mayor parte de las células de su cuerpo lo hacen, y en la punta de las raíces tienen muchísimas. Podríamos decir que toda la planta es cerebro. Así que amigos pensadlo bien, agradezcamos cada cosa que tenemos y tratemos el entorno con respeto, porque cada árbol y cada lechuga también es un ser vivo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here