Extremadura ya ha realizado alrededor de 7.000 test de detección de COVID-19
Archivo

Guillermo Fernández Vara, presidente de la Junta de Extremadura, ha informado de que se han realizado alrededor de 7.000 test de detección de COVID-19 hasta la fecha en la región.

“No estoy oyéndole a nadie decir que probablemente no se ha podido comprar todo lo que se necesitaba antes porque no existía”, ha incidido el presiente extremeño.

De esta forma, ha explicado que “hasta hace tres semanas” las fábricas chinas estaban cerradas porque sus habitantes estaban confinados. Por esta razón, aunque hubiera habido “algún adivino” que se hubiera querido hacer con material no lo hubiera podido conseguir, ha asegurado.

Fernández Vara ha realizado estas declaraciones en una entrevista en el programa ‘Mediodía Extremadura’ de la Cadena COPE, recogida por Europa Press. En la misma ha apuntado que se debería reflexionar sobre “si es bueno o no” que una parte del mundo fabrique “casi todo” para el resto, en relación a los países del sudeste asiático.

“Ahora estamos haciendo los test que tenemos y cuando vayan viniendo más, ayer llegaron 1.000 más a Extremadura, hoy y mañana los haremos. Yo cuento la verdad porque no hay ninguna razón para mentirnos”, ha afirmado.

A este respecto, para Vara ahora “lo más importante” es que funcione el sistema para poder tener a cuanta más gente aislada mejor. Esto es lo que va a permitir tener camas libres en hospitales y en UCI.

Además, el presidente de la Junta ha remarcado que el COVID-19 es un virus que se está comportando de manera desigual, ya que hay gente a la que le está afectando mucho y otros ciudadanos a los que no tanto.

Material sanitario

También ha respondido sobre el material sanitario y ha aseverado que el Ejecutivo regional está haciendo “todo lo que está” en sus manos para poder traer los recursos de protección. Además, estos se reparten en la medida que llegan.

En este sentido, también ha añadido en los aeropuertos chinos ha habido aviones cargados con dirección a España que, en el último momento, se han ido a otro país “porque parece ser que, a última hora, el del otro lado pagaba más, o viceversa”.

De la misma manera, ha indicado que cada día habla con más de 50 personas del sector médico que le trasladan la necesidad de más material, a quienes ha dicho que siente “en el alma” no haber estado sobrado del mismo.

“Estoy haciendo todo lo que está en mis manos para poderlo resolver, para poderlo solucionar”, ha concluido.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here