La BRUJA CIRCE /

Hasta mediados de abril, según los celtas, es el tiempo del aliso. Este árbol es sagrado para los wiccanos y de él proceden las varitas mágicas, ya que el aliso canaliza la energía. Varias madres me han preguntado qué poner en la habitación de su niñ@ para ayudarle y dar un ambiente que favorezca la concentración.

Según los antiguos el aliso es un árbol que ayuda a los estudiantes propiciando la concentración. Tiene tres tintes: rojo como su corteza, el verde de sus flores, y pardo de sus ramas. Estos tres colores simbolizaban el fuego, el agua y la tierra. Tiene también numerosos usos medicinales. Una de las aplicaciones que os puede resultar útil es la de sus hojas, que se usan a modo de tirita sobre las ampollas.

En caso de que estéis en el campo aplicando una hoja con su cara superior sobre la ampolla o lesión se favorece la cicatrización, eso si, cuidando de que esté bien limpia. Ahora que se lleva tanto el senderismo, os pude ir bien también si estáis en medio del campo, pues sus hojas calentadas al sol alivian los esguinces y torceduras, y será un buen remedio hasta que lleguéis al centro medico o podáis descansar.

Pero pasemos de nuevo a todos los que deseáis concentraros en trabajos u oposiciones. Unas varas de aliso en la habitación favorecen y ayudan a fortalecer la memoria y si son adolescentes canalizan su rebeldía. Naturalmente vuestros adolescentes no las querrán, pero si cortáis en un cartón fuerte una figura de su animal favorito, un delfín, un caballito de mar, un elefante… y vais pegando o cosiendo las ramas alineadas sin saliros de la silueta, queda precioso.

Siempre que toméis las ramas debéis pedir permiso al árbol, y si os ayudan a recogerlas mucho mejor.

Espero haber respondido a vuestras preguntas, feliz primavera a todos.


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here