La construcción de una vía para conectar los barrios cacereños de Macondo y El Junquillo está más cerca, aunque acumula un par de meses de retraso, pues la licitación estaba prevista para el mes de marzo y aún no se ha producido. La obras de esta infraestructura, para las que hay consignado un presupuesto de 400.000 euros, se encuentran en la sección de Contratación y a la espera de que se apruebe el pliego administrativo, a pesar de que ya se ha redactado el correspondiente proyecto, el cual incluye también una conexión con Los Castellanos que ayudaría a descongestionar la rotonda de entrada a esta barriada, situada frente a Carrefour.

Según informa el Ayuntamiento, después de la aprobación del pliego, sin fecha prevista todavía, se publicará la licitación y tras esto, se deberá esperar un mes de exposición pública. Si no hay reclamaciones o no se presentan objeciones, se abriría el plazo para la recepción de ofertas. Finalmente, una vez concluido el plazo de presentación de ofertas pasaría a la Mesa de Contratación.

La intención de la alcaldesa era licitar las obras el pasado mes de marzo para poder adjudicarlas y que se iniciaran de manera inmediata, pues así lo expresó en la última visita que realizó al barrio en el mes de abril donde acudió junto al vicepresidente de la Asociación de Vecinos del Junquillo, José Alberto Iglesias y la presidenta de Macondo, Esperanza Terrón. Sin embargo, el proceso se ha dilatado un poco más de lo esperado.

Se trata de una actuación, se haría constar, con la que se solucionará un problema de comunicaciones entre las zonas afectadas para las que, aun estando físicamente muy próximas, la conexión entre sí era muy compleja. Según el Ayuntamiento, facilitará el tránsito de sus vecinos, de los autobuses urbanos, nuevas salidas a la Ronda Norte y favorecerá además la movilidad y descongestión de otros puntos.

Demanda vecinal

Esta obra “responde a una necesidad y una demanda vecinal”, a la que ya se empezó a dar respuesta en la anterior legislatura. Así lo aseguró Nevado, que recordó que El Junquillo, un barrio que nació de un Proyecto de Interés Regional (PIR) de la Junta, “estaba aislado”, pues “no tenía ni accesos peatonales”. Ahora, a petición de Macondo, se acometerá la conexión de estos dos barrios.

Desde la Asociación Vecinal El Junquillo su vicepresidente valoraba esta nueva conexión, que les acercará también a la Ronda Norte y que podría, además, conllevar mejoras en el servicio del autobús urbano si se modifica la ruta actual, “ya que cuando la línea va a Valdesalor no entra directamente en el barrio”.

También la presidenta de Macondo se mostró “muy satisfecha”, pues este acceso ya se viene reclamando desde hace ocho años. “Las cosas de palacio van despacio, pero estamos muy contentos porque se va a descongestionar la salida principal a Castellanos, en la que los vecinos se quejan porque hay mucho tráfico”.


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here