La agrupación empresarial estima que las pérdidas anuales por no tener AVE superan los 100 millones de euros y la no generación de más de 5.000 empleos

El Clúster del Turismo de Extremadura se suma a las reivindicaciones de la sociedad extremeña para exigir el fin del olvido ferroviario que sufre Extremadura, y afirma que las pérdidas económicas, por la falta de trenes de alta velocidad, son millonarias para el sector turístico y conllevan la no generación de miles de empleos.

Las cifras se basan en estimaciones y comparativas de crecimiento de ciudades similares a las extremeñas con la llegada del AVE, puesto que no existen estadísticas actualizadas sobre el turismo en la región, algo que se lamenta desde el Clúster.

Ciudades como Zamora o Salamanca han visto incrementado el número de viajeros con la llegada del AVE en un 135% y un 80% respectivamente. Para Extremadura, pues, supondría doblar el número de viajeros que llegan en tren, pasando de los 800.000 actuales a 1.600.000; por lo que, si se cifra en 135 euros el gasto por turista, dicho incremento supondría unos ingresos de 108 millones de euros que Extremadura está perdiendo cada año.

Y además, si el Turismo en Extremadura ya emplea a 24.000 personas, el doblar el número de viajeros en la región supondría la creación de entre 5.000 y 6.000 empleos directos nuevos. Sin hablar de lo que significaría para el PIB extremeño, puesto que el sector turístico representa ahora mismo el 5,6% del total regional.

Turismo de negocios

Por otra parte, también considera el Clúster del Turismo de Extremadura “sangrantes” las cifras para el turismo MICE, turismo de negocios, pues al daño que supone para la imagen de la región no contar con trenes rápidos y de mayores frecuencias horarias, hay que sumar la pérdida de competitividad respecto a otras regiones.

Según estimaciones del sector, ciudades como Badajoz, Cáceres o Mérida estarían perdiendo, al menos, dos congresos al año cada una. Y si cada congreso trae, de media, 250 personas que realizan un gasto medio de 1.000 euros en dos días, y se generan unos 50 puestos de trabajo directos en cada evento (coordinadores, intérpretes, azafatas, limpieza, montadores…) más los gastos de organización, la estimación de lo que la región está dejando de ingresar asciende a más de 6 millones de euros anuales.

Ante todo lo expuesto, el Clúster del Turismo de Extremadura exige “que se acabe con esta discriminación histórica” y “que la región cuente, de una vez por todas y a la mayor brevedad posible, con unas conexiones ferroviarias que nos acerquen, a personas y mercancías, al resto del mundo”. Ésta, indican para concluir, “será la única manera de seguir luchando por la excelencia turística en la que están inmersos empresarios y administraciones”.

 

 


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here