El tramo extremeño del tren de alta velocidad estará listo para poder funcionar en el verano de 2019. Es la fecha de finalización total de las obras, con la construcción de las plataformas y el resto de infraestructuras concluidas, fijada por el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, que en el caso de la electrificación la fija en 2020.

Pero lo que no adelanta el ministro es “un plazo exacto” para la circulación de los trenes, “pues concluida todas las obras hay que realizar pruebas de seguridad, y cumplir otra serie de requisitos y es mejor no dar plazos concretos”, indicaría.

Fijados los plazos para la finalización de las obras del AVE, el ministro concretó que el porcentaje de ejecución de las mismas en el tramo de Plasencia a Badajoz ya ronda el 60%, puesto que de los 1.473 millones de euros de inversión total prevista, a 31 de octubre del año pasado ya se habían ejecutado 971 millones, “y en estos meses se han adelantado mucho los trabajos”.

La ejecución de obras entre Plasencia y Badajoz “ronda ya el 60%”

En cuanto a las estaciones de las ciudades por las que discurre, indicó que se sacará a concurso la renovación integral de todas ellas, con una inversión global de entre 6 y 7 millones de euros, “para que estén acondicionadas y preparadas para la llegada de la alta velocidad”.

De la Serna, que visitaba a finales de la pasada semana Cáceres para conocer actuaciones que Fomento está realizando en el patrimonio arquitectónico de la ciudad, como la primera fase de restauración de la muralla, para la que recientemente se ha concedido una subvención, aseguró que el Gobierno “está dando la máxima celeridad” a las obras del tren extremeño, al tiempo que desgranó la marcha de los proyectos y el estado de los diferentes tramos.

Por tramos

Así, sobre el tramo de Madrid a Oropesa, con una inversión de 1.120 millones, indicó que esta semana se adjudicará la redacción del estudio informativo para avanzar en la definición de la alternativa para la conexión del AVE extremeño en el tramo Talayuela-Plasencia.

Entre estas dos últimas localidades, concretó, “había ya dos tramos licitados cuyas obras estarán acabadas antes del verano”, y de otros tres tramos, Casatejada-Toril, Toril-Río Tiétar y Río Tiétar-Malpartida de Plasencia, “se están redactando los proyectos y se sacarán a licitación en pocos meses”.

También se está “a las puertas de la redacción de los proyectos” de los otros dos tramos que quedan, Arroyo de Santa María-Navalmoral y Malpartida de Plasencia-Estación de Fuentidueñas, estando prevista para el 13 de febrero la apertura de ofertas para el segundo tramo, adelantaba De la Serna, que añadió que también se ha adjudicado ya la redacción del proyecto del tramo Navalmoral de la Mata-Talayuela, de 28,8 kilómetros. “En estos meses hemos dado un enorme empujón a las obras”, insistió el responsable de Fomento, al tiempo que se refirió también a que se está trabajando en la redacción del proyecto de la doble vía entre Plasencia-Cáceres-Mérida, “aunque ya hay zonas en ejecución, con infraestructuras que estaban paralizadas, como puentes, y que se han retomado”.

Atención también al tren convencional

Fomento, así lo haría constar su máximo responsable, también tiene puesta su atención en la línea del tren convencional, y respecto a ella indicó De la Serna que ya está finalizada la actuación en Humanes y Monfragüe, “donde se han invertido 60 millones de euros y cuyas obras concluirán en marzo”; al igual que en la línea Mérida-Puertollano “donde hemos cumplido el compromiso de renovación integral de la vía junto a la electrificación, con una inversión de 382 millones”.

En esta línea está previsto licitar en el próximo mes la obra de dos tramos, el que va de Cabeza del Buey a Castuera, por 20 millones de euros y un plazo de ejecución de 14 meses; y el de Guadalmez-Los Pedroches, con 22 millones de inversión y 11 meses de ejecución.

“Las incidencias en los trenes han disminuido significativamente”, según De la Serna

Y en cuanto a la plataforma logística del suroeste europeo, ubicada en Badajoz, el ministro adelantó que “se está a punto de cerrar el acuerdo con ADIF” para en este primer semestre de 2018 licitar las obras, con una inversión de 12 millones.

En cuanto a las incidencias y averías que vienen sufriendo los trenes extremeños, De la Serna mantuvo que Renfe “ha ido tomando medidas” para subsanar estos problemas que, aseguró, “han disminuido significativamente”, aunque también reconoció que “desgraciadamente se siguen produciendo averías, también en el resto del país, porque incidencias ferroviarias hay todos los días”.


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here