MENU

La traición

La magia del iceberg /
VÍCTOR M. JIMÉNEZ

Fraguaron la traición en su ausencia. Aprovecharon la oscuridad de la noche, la soledad de la casa y el frío de las sábanas para el ataque letal. Cierto era que los balances marcaban pérdidas terribles, pero de malas situaciones habían escapado otras veces.

Mientras, en la distancia, se dejaba adular por los vasallos de los traidores. Entretenían sus horas y le ofrecían los mejores vinos con falsas sonrisas.

En las sombras se afilaban los cuchillos. No pudo escuchar los gritos agonizantes del animal. Deseaban que sufriera y lo hicieron despacio.

Se despertó sobresaltado en la madrugada, quizás en el mismo instante en el que la criatura dejó de respirar. Entre las tinieblas de la resaca intuyó lo sucedido. Llamó a sus amigos y compartió sus sospechas. Algunos decían no creerle, pero los más cercanos cruzaban miradas de duda. No se podían explicar aquel presentimiento. Tuvieron miedo de su ira.

Cuando regresó a Ítaca, consultó el libro de cuentas y las gotas de sangre en las últimas páginas confirmaron sus temores. No vertió ni una lágrima. El cadáver nunca apareció. Lo habían enterrado en la cueva más profunda.

No esperó la celebración de los funerales y se marchó para siempre, antes de que algún amigo aprovechara la palmada en el hombro para hundirle una daga.

Desde la distancia volvió la vista atrás. Su vida pasada se había convertido en un páramo estéril. Sonrió y siguió su camino. No olvidó arrojar el libro de cuentas al río que marcaba la frontera.

Leer más

Sala de espera

24 Marzo, 2014

La magia del iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Tenía cita a las diez y media y eran más de las once. -Por eso nos llaman pacientes -pensó mientras un ratón le roía los pilares de la cordura. No pudo reprimir una sonrisa irónica. Había cinco personas en la sala de espera, charlaban entre ellos.

Puntos de vista

10 Marzo, 2014

La magia del iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ -No está mal -dijo Marisa con una sonrisa cómplice asomando a la comisura de sus labios -, pero me esperaba otra cosa. No sé, después de todo lo que había oído de él, las fotos en las revistas, las películas, las entrevistas en televisión…

Alexis el águila

24 Febrero, 2014

La magia del iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Alexis, “El águila”, se jubiló del trapecio el día que sus manos, agarrotadas por la artrosis, no pudieron con el peso de su cuerpo. Le costó resignarse y se llevó más de un susto cuando, en algún doble mortal, sus dedos no conseguían aferrarse

El violinista

10 Febrero, 2014

La magia del iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Toca y vuelve a tocar. Las manos agrietadas por el frío siguen arrancando melodías hermosas al violín. A sus pies, la funda abierta del instrumento sirve de improvisado recogedor de fortuna. Pongo una moneda, él me sonríe. Agradezco que llene con su

Nebula

27 Enero, 2014

La magia del iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Nebula es un lugar muy lejano en una montaña alta. Los caminos que llevan allí son escarpados y están llenos de peligros. Es fácil perderse. Los viajeros no se suelen aventurar más allá de la primera encrucijada. En ese punto, una calavera sobre una

Sublevación

13 Enero, 2014

La magia del iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ -Estoy harto de oír cuentos -dijo mientras se levantaba de la silla con precipitación. Sabía que era el momento de poner las cartas sobre la mesa. Había comenzado a hablar y ya no podía echarse atrás. Muchas veces imaginó esa situación. Ella lo

El último bolero

30 Diciembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Cuando se ahogaban las notas del último bolero decidió buscarla. Se dirigió a la mesa que solía ocupar y se sorprendió al verla vacía. Preguntó por ella. Cuando comprobó que nadie la recordaba, supo que era ya muy tarde para recuperar el tiempo

La toalla

30 Diciembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Llegó al servicio de urgencias con un hilo de vida. Los médicos lograron estabilizarle. Aún hoy conserva la toalla impregnada de sangre que alguien tuvo la feliz idea de usar a modo de torniquete en el mismo lugar del accidente.

Protocolo

16 Diciembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Dicen que cuando el capitán Scott alcanzó el Reino de los Muertos le recibieron con una fría bienvenida. El jefe de protocolo creyó que era lo más oportuno dadas las circunstancias.

Solo es carne

16 Diciembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ La primera vez que vio una cabeza de cordero despellejada no durmió. En cada esquina veía aquellos dientes sin labios, pero lo que más le impactó fueros los ojos que, carentes de párpados, parecían suplicar clemencia. Cuando su padre se empeñó en

La madre

25 Noviembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ La anciana abrió los brazos. Con los ojos empañados por las lágrimas y una sonrisa sincera, recibió el beso de su hijo. Habían pasado muchos años y era tiempo de olvidar. El joven no pudo disimular un relámpago de maldad en su mirada. La vieja había

Palabras perdidas

25 Noviembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ —El nudo de la corbata está perfecto —pensó mientras subía al estrado con pasos seguros. Colocó los papeles sobre el atril y conectó el micrófono. Aquel tema era su especialidad y comenzó a hablar con soltura y emoción. Media hora después, un

Viaje en tren

4 Noviembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ —Me he quedado dormido en el tren —le dije. —¿Cómo has podido, en esos asientos de madera? —preguntó con asombro. Entonces supe los años que hacía que no viajaba.

Fruta

4 Noviembre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ Con la mirada clandestina acaricio la fruta jugosa. Está tan cerca que casi puedo tocarla, pero me conformo con verla en las ramas, imaginar su aroma y soñar la textura y el sabor de su carne madura. Eso al menos en la realidad que me envuelve.

Buffet libre

21 Octubre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ “HOY BUFFET LIBRE DE BESOS” Entré sin pensarlo y pagué el precio. Me pareció barato, hasta que averigüé que las bebidas no estaban incluidas. No os podéis imaginar lo caro que costaba un pequeño vaso de cariño.

Gente fina

21 Octubre, 2013

La magia el iceberg / VÍCTOR M. JIMÉNEZ —¿Qué le pongo al señor? —preguntó el camarero con respeto. —Al Señor le pones dos velas y a este hijo de perra que te habla le pones una cerveza, que vengo muerto de sed —fue lo más fino que salió nunca de sus labios.

A %d blogueros les gusta esto: