MENU

Diagnóstico y diseño

Desde mi ventana /
Carmen Heras

Una frase típica de esas que pululan por las redes sociales afirma que es difícil un buen viento para un barco, cuando éste no sabe a dónde va. Y viene a cuento de los quehaceres políticos de los partidos.

Vista la realidad actual yo no creo que un activismo a medida del que existiera en el siglo XX pueda servir ahora. Simplemente porque las exigencias, aunque no sean radicalmente distintas, están envueltas en un papel celofán diferente.

Hoy nadie se reconoce dentro de una clase “marginal” (salvo los muy, muy marginales) y eso hace improbable cualquier reivindicación genérica. De ahí que las organizaciones con discurso y proyectos únicamente dirigidos en esa dirección obtengan unos resultados cortos para una posible implantación social de sus doctrinas, careciendo con ello de mayorías suficientes para gobernar o para influir.

Las clases medias, que en cualquier país bien estructurado tienen un papel importante en el progreso del mismo, se han empobrecido, no sólo en lo económico, sino también en propósitos y afanes (que siguen siendo las claves de cualquier proyecto), y las generaciones jóvenes con empleos precarios tienen poca fuerza colectiva para cambiar las cuestiones generales si las suyas propias están tan inestables.

A los veteranos, nadie los considera en un sentido práctico porque tampoco nadie está interesado en “ubicarlos”, con esta fiebre de modernidad errónea que asimila juventud con viveza. Así que hacen cómo que no importa y que tampoco quieren ellos colaborar en más. Su capital se desprecia y se pierde. Las jubilaciones se adelantan, pero no sirven demasiadas veces para crear o incluso mantener los puestos de trabajo existentes.

Me ha dado por pensar que todo puede haber sido perfectamente planificado. Sin caer en el tremendismo de ver conspiraciones por doquier, lo cierto es que la experiencia de vida enseña que casi nunca es el sino el que mueve la cuerda de la cometa, cuando hablamos de gestión o de economía. Así que no me resulta descabellada la existencia de una conjunción de intereses con estrategias confluyentes, que a la par de tener objetivos claros sobre la organización social que les beneficia, saben ponerse de acuerdo en la defensa de una serie de barreras, con el objeto de impedir a determinados grupos sociales el poder suficiente de cambiar las cosas e inclinar la balanza hacia otros segmentos de población o de intereses.

Y los políticos, ay, los políticos (cuando no “están en el ajo”) peleando “hacia dentro”, entre sus huestes, en vez de salir a trabajar hacia “afuera”. No saben o no quieren, porque eso cuesta sudor e incluso lágrimas. Sin una planificación seria de lo qué desean conseguir, llevándolo únicamente al señuelo rápido de ganancias electorales (es válido quien gana elecciones), sin objetivos utópicos y máximos en el horizonte, fiándolo todo a un líder mesiánico que arregle los rotos, cuando ese no existe. Menudo desastre de planificación.

Leer más

Por Miguel Hernández

3 Abril, 2017

Desde mi ventana / Carmen Heras Siempre me ha desasosegado, y mucho, la figura de Miguel Hernández. Esa imagen de muchacho ingenuo e idealista, ese trabajo de auto formación para lograr hacer unos poemas, ese acercarse tímido a los grandes de la poesía, ese creer que España podía ser de otra

Pongamos que hablo de bolitas

21 Marzo, 2017

Desde mi ventana / Carmen Heras Los que fuimos niños en la “prehistoria” recordamos los confites, aquellas bolitas rodeadas de azúcar que el padrino arrojaba obligatoriamente a todos los chiquillos acompañantes del neófito a cristianar, o dicho de otro modo, del bautizado con agua

El ansia de escapar a la montaña

6 Marzo, 2017

Desde mi ventana / Carmen Heras Escuché en la radio un hermoso cuento japonés: Érase que se era un hombre bueno de verdad que al morir, aunque le toca ir al cielo, pide pasarse antes por el infierno para conocer el por qué lo describen como un sitio tan espeluznante. Le aceptan la petición y

La gloria y el poder

20 Febrero, 2017

Desde mi ventana / Carmen Heras Todos lo llaman Florentino, de tu por tu, pero tiene mucho poderío e influencia, mucha agenda. Es el Presidente del Real Madrid y en él adquiere forma la importancia del fútbol en España y en las sociedades contemporáneas. Ahora hay gentes en Guatemala en contra

¿De qué hablamos cuando hablamos de proyectos?

6 Febrero, 2017

Desde mi ventana / Carmen Heras En Garrovillas nos reunimos, hace ya algunos años, un grupo de personas voluntariosas decididas a realizar una propuesta ciudadana para disfrute de los ciudadanos. Pasamos el día allí en el llamado parador, trabajamos bien, paramos para comer pues el cerebro se

Obras son amores…

16 Enero, 2017

Desde mi ventana / Carmen Heras Expone Ada Colau, Alcaldesa de Barcelona, lo que muchos de nosotros ya sabemos: que una cosa es “decir” y otra “hacer” en política, sobre todo si se trabaja en lo municipal, donde la fuerza diaria de los problemas obliga a ser muy efectivos

Antes y después de la tregua

27 Diciembre, 2016

La hipótesis de que durante la Navidad somos todos un poco más buenos, no deja de ser interesante aunque no sea tan cierta como dicen las campañas publicitarias. De tanto en tanto, los humanos necesitamos este tipo de terapias colectivas, similares a las que ayudan a dejar de fumar o a dormir

¿Todo el mundo entiende de Educación?

12 Diciembre, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras Saben amigos? De vez en cuando Pisa nos dice cómo somos y no nos gusta. Es como una pequeña patada en la espinilla. Y duele. Lo acaba de hacer y lo han contado los periódicos. La supremacía de la información es tal en nuestros días, que se enteran, por …

Buscad los estímulos y encontraréis el estereotipo

28 Noviembre, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras “Cherchez la femme” es una expresión francesa que significa “Busca la mujer”. Procede de una novela de Alexander Dumas: “Los mohicanos de París”. Viene a querer decir que cuando algo funciona de manera rara, hemos de buscar (y

El estado de una nación

7 Noviembre, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras En el pasado “puente”, como en un restaurante de carretera. Está puesta la televisión y, dado que no hay mucho público, puedo escuchar lo que dice una de las cadenas y ver las imágenes. Por la hora qué es y el día, retransmiten un informativo de

Educación sexual

24 Octubre, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras Existe en la televisión pública noruega (la NRK) un programa llamado Puberted que busca en ocho episodios acercar a los niños y adolescentes todo lo relacionado con la pubertad. Cuestiones como el crecimiento, el cambio de voz, el nacimiento del vello corporal, la

¿Quien puede construir?

10 Octubre, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras El encontrar el propio pensamiento en otras voces es un sentimiento guapo. Tropiezo con la frase de Gaudí, el genial arquitecto del Templo de la Sagrada Familia en Barcelona: “Para hacer las cosas bien hace falta, primero el amor a ellas, segundo la

¿Convencer a palos?

26 Septiembre, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras De pensar siempre bien de todos y de todo puede surgir una especie de idiotez, pero de pensar mal de manera sistemática viene el sectarismo o la prepotencia. Yo no creo que todos los hombres (o mujeres) sean iguales en bondad, como tampoco lo son en belleza o en

Las plantas de mi salón

12 Septiembre, 2016

Desde mi ventana / CARMEN HERAS Cómo estaremos de calor que hasta mis plantas más sensibles se han estropeado y no sé si podré repararlas. Llego a casa después de unos días fuera y sólo las más fuertes, las de aspecto más bronco siguen verdecitas, verdecitas. Las otras, ¡Dios bendito!,

Elecciones: Segundo intento

4 Julio, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras ¿Cómo no hablar de los comicios del pasado día 26 de junio? Si no lo haces, pareciera que no tienes opinión en un país tan dicharachero como España. Porque hay que ver lo qué largamos… A algunos de los “parlantes” da gusto oírlos y leerlos

El entorno nos constituye, sí o sí

20 Junio, 2016

Desde mi ventana / Carmen Heras Entré en el mundo de la política porque antes había entrado en el de la educación. O quizá fuera al revés, ya no lo tengo muy seguro. Al mundo de la educación llegué por casualidad. Yo había terminado una carrera científica con amplios componentes de

De culturas fantásticas y otras

6 Junio, 2016

Desde mi ventama / Carmen Heras Como Mariano era adicto a la literatura de terror, todos leímos por aquella época los libros más afamados del género. Mariano era estudiante de Matemáticas y oriundo de Palencia, un barrio de Valladolid a decir de las malas víboras. Era un tipo simpático al

A %d blogueros les gusta esto: