MENU

¡Viva la Virgen de la Montaña…Ríu!

dsc02551_0

Reflexiones de un tenor /
Alonso Torres

Hace veinticinco años (el tango decía que “veinte años no son nada”… ¡ja!, en un solo año, ¡en un solo año!, como escribió Shakespeare El Grande, pueden pasar muchas cosas, <<hacerme rico, morirse un rey o hablar un caballo>>) que la Tuna, así, genéricamente, sin especificaciones (de colores en farolillos o becas), le canta a la patrona de esta bella y carpetovetónica ciudad en la Plaza del Duque. Un buen día del año del Señor de 1991, el que por entonces era jefe (yo también lo fui, jefe, digo; me coronaron en un bar y me guillotinaron en otro, je, je) de la Tuna de Derecho, Benedicto “Rana” Galán (hijo del entonces Mayordomo Mayor de la Virgen de la Montaña, Fernando Galán, al que yo suelo decir, haciendo mía la frase de Peridich, al encontrármelo por las calles, peatonales o no, de esta ciudad, “señor conde, cuando el bosque se quema, algo suyo se quema”), digo, que nuestro jefe, Bene, propuso, cuando dábamos cuenta de las exquisitas croquetas caseras en el bar de don Juan, en la antigua Facultad de Derecho (cuando el Rectorado no había confundido, todavía, “campus” con “ager”), en la Casa de la Generala, ir a cantarle a la Virgen. Dijimos que sí, y hasta hoy (el miércoles día 20 de abril, a las 20:30 horas, estaremos, con los trastos de matá, en Las 4 Esquinas).

Este año celebramos los tunos, que no tunantes, de Cáceres (La Talada), los veinticinco años que llevamos cantándole a nuestra patrona, la de todos los ciudadanos (¿saben que la Virgen tiene el carnet de la U.G.T.? La inscribió en dicho sindicato algún meapilas por miedo a que los anarquistas, tan iconoclastas ellos, ¡parecieran luteranos, joè!, la jodiesen/quemasen; en fin, cosinas de esta ciudad), y me fastidia, sinceramente, que estamentos ajenos a la religiosidad (yo soy creyente, y a veces, hasta practicante) la acaparen y la sigan en procesión (y pienso en militares, policías y políticos), ¿no estamos en un país (paígg) laico? Pues eso, y por mi parte creo que se deben terminar con prácticas horteras y obsoletas como es darle a la Virgen el bastón de mando de la City, así, como si fuera la sheriff de Nottingan (que por cierto, salió muy malparado gracias a Robin de Locksley).

Hemos quedado (los tunos) un par de horas antes (cuando estaba en activo, con la Tuna, todo el día era festivo) en cierto garito cercano al punto de encuentro con nuestra patrona; se afinarán las bandurrias y las guitarras, nos encontraremos viejos y jóvenes (abrazos, anécdotas, historias, ausencias), cantaremos, reiremos y nos echaremos al colete unos buenos bebercios. Se elegirá la canción que interpretaremos, bailando las olas, a la patrona, y en el sitio de siempre (“como un clavo”), con la ayuda de los hermanos de carga, haremos nuestra más bella actuación del año, y el día siguiente, jueves 21 de abril, volverá a ser un día como otro cualquiera: casi cinco millones de parad@s, los patriotas llevándose la pasta fuera de su patria, políticos que no sirven a la ciudadanía y poco más (horas antes, frente a la Virgen de la Montaña, sentíamos que éramos eternos; maldito/maravilloso espejismo). ¡¡¡Viva la Virgen de la Montaña… Ríu!!!

Leer más

Santuario (y que Faulkner me perdone allí donde esté)

4 Abril, 2016

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Lo primero que hizo cuando salió de la penitenciaría del condado de Phatawpanakoy fue afeitarse. En la vieja bolsa de cuero, piel de gato, guardaba todo su capital, a saber; la navaja de afeitar, un poco de jabón, un bote vacío, pero con esencia, de

Cuatro asesinatos

21 Marzo, 2016

Reflexiones de un tenor / ALONSO TORRES Leyendo a quien estoy leyendo últimamente (a quien amo, a quien admiro, y sé que “la gran literatura”, por Belyj, “prepara para la tragedia”; quien sé que desde otra época me espió y fue testigo y notario de mi amor, a pesar de ser un cínico y

Exilio

7 Marzo, 2016

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Cuando mi padre, reuniéndonos a todos los que conformábamos la familia (y ahí se incluía a criados y criadas, preceptores, tíos, tías, primas y primos en diferentes grados, amigos y amigas, hermanos y ellos dos, madre y padre) nos reunió en el salón

La canción gitana

22 Febrero, 2016

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Entró como quien entra, abriendo la puerta con energía, a una cita ineludible y asimilada (que en eso consiste la vida, en aceptar lo inaceptable); avanzó por la pasarela que conducía al escenario del Krasnaponsky´s con cara seria y el ceño fruncido

Traidor

8 Febrero, 2016

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Eso me llama mi amor, “traidor”, porque no hago, de una historia pasada, un relato, y es que ya sabemos (desde que leemos al Rezzori -Gregor von-, y a otros similares), que la literatura se convierte en baluarte donde refugiarnos de la barbarie que nos

El psiquiatra cosmonauta

18 Enero, 2016

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Lo dijo sin pensarlo, sin pensarlo en ese momento (pero bien asimilada la idea, la imagen de él más allá del Cinturón de Kuiper bien digerida y asentada en su celebro), porque antes, con anterioridad, y en numerosas ocasiones, sí que había fabulado con

El trueque (II)

28 Diciembre, 2015

Reflexiones de un tenor / Alonso torres ANTERIOR… en el mismo día de su cumpleaños, 11 de octubre, El Maestro Cantor, el Prefecto para la Música de la Catedral conocida como La Preciosa, en la bella, noble y antigua ciudad de Reseca (al otro lado de la nación y de su capital, Bienvenida),

Las chicas

14 Diciembre, 2015

Reflexiones de un tenor/ ALONSO TORRES Tengo una diatriba musical por las mañana, mi parte cerebral más “seria” afirma que para tirarse de la cama lo mejor es La Piaf de los inicios (que no la del final), o en todo caso, Rostropovich interpretando, lógicamente, a Bach; la otra parte de mi

Madera de oro

30 Noviembre, 2015

Reflexiones de un tenor/ Alonso Torres Todo ha comenzado con la infusión de té que a él le han traído desde Chitral (Gandhara, noroeste de Pakistán) y ella ha olido reclinada en el sofá rojo; siempre en el lado derecho, donde el respaldo es más alto, levantando la rodilla izquierda para

Las cuatro categorias

9 Noviembre, 2015

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Para la música de la película que acababa de terminar de filmar (Arag Zueg) siempre pensó en Preisner, pero como su cine era de bajo, de bajísimo presupuesto, llamó a su compositor preferido, Jacobo Delafuente (tradición clásica muy potente con rabiosa

El trueque

27 Octubre, 2015

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Todavía resuenan en sus oídos las palabras del Evangelio de esta mañana, <<Maestro bueno, ¿qué haré para heredar la existencia eterna?>>, y ordena como si le fuera la vida en ello, o más bien, disimula su ansiedad, nada disimulada,

El sueño de…

14 Octubre, 2015

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres …Arag Zueg, director de cine colega mío que iba a presentar una peli, ¡¡¡ya!!!, y de repente, ha soñado esto, y llamándome a altas horas de la madrugada, me ha dicho que lo quiere filmar, “a ver que piensas”. <<Estaba, la fuente de la

Negro

28 Septiembre, 2015

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Antes: dicen los entendidos que todo comenzó con la visión (en la pantalla de un cine neoyorquino) de un reloj incompleto, una media circunferencia en donde estaban señaladas las 11, 12, 1 y 2 (<<todas hieren, la última mata>>); la aguja de

…y que siempre practica el bien

14 Septiembre, 2015

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres <<… soy una parte de aquella fuerza que siempre quiere el mal y que siempre practica el bien>>, así, con una frase del genial (“figura a través de la cual el mundo puede llegar a amarnos”, dejó escrito Thomas Mann acerca del

Realidades

20 Julio, 2015

Reflexiones de un tenor / ALONSO TORRES Con lo primero que te encuentras en “Lucile Lupin” (calle de la Cossonnerie, Primer Distrito, París) es con tu propia imagen. Frente a la puerta de madera carmesí, de roble antiguo y cristales emplomados, hay un gran espejo que proviene del Chateau

Cuando flamea el ocaso y los caballos se estremecen

6 Julio, 2015

Reflexiones de un tenor / Alonso Torres Aleksei German murió en 2013 dejando como obra póstuma, “Qué difícil es ser Dios” (durante 45 años de carrera realizó seis largometrajes), una película, según Carlos Reviriego, “de otro mundo, sobrehumana”, ambientada en un planeta paralelo al

Y no volvió

22 Junio, 2015

Reflexiones de un tenor / ALONSO TORRES Cuando vio aquellos parajes, aquellas geografías, aquellas ciudades, aquellas gentes por primera vez, conjugó todas las formas del llanto; llanto alegre, nostálgico, triste, pleno, melancólico, callado, cantado, a gritos, sorbiente, dolido, amado,

A %d blogueros les gusta esto: